Fue a partir de la denuncia de un vecino que se le dio intervención al procedimiento de clausura. 


Se clausuró la distribuidora mayorista Diarco luego que en una inspección realizada por el área de Habilitaciones Comerciales municipal se detectara mercadería vencida exhibida en góndolas, falta de higiene general, y excremento de roedores en la zona del depósito y del salón de ventas.

Daniel Campillay, subsecretario de Fiscalización municipal.

El titular del área, Daniel Campillay, manifestó que “se hizo una inspección de rutina, a raíz del comentario que un vecino hizo al 0800 de la Municipalidad mencionado la presencia de excrementos de roedores en salón de ventas”.

Había excremento de roedores.

Así, tras la denuncia, personal de Habilitaciones Comerciales constató que había excremento de ratas en varios sectores del depósito y salón comercial, y además se encontraron con falta de higiene general y productos vencidos.

Además, se encontraron productos vencidos.

Las actuaciones se elevaron al Juzgado de Faltas Nº1, del Dr. Daniel Escolar, y ahora el comercio mayorista deberá hacer la limpieza y desratización, y una vez realizado el control de plagas, cuando el juez autorice, realizarán una nueva inspección para definir si permiten que se reanude la actividad comercial.

El comercio mayorista deberá hacer la limpieza y desratización correspondiente.






Comentarios