“Calculamos que el pico va a llegar al máximo a principios de agosto”, confirmó el presidente del COE provincial, Francisco Aguilar, quien estará frente del organismo hasta el 8 de julio tras presentar su renuncia al cargo debido a la polémica por el ingreso de militantes K al homenaje a Güemes el pasado 16 de junio. “La primera solución es cuidarse y después vacunarse, la vacuna no da el 100% de inmunidad”, agregó.

Sobre la situación epidemiológica de la provincia, Aguilar explicó que es peor que el año pasado debido a las nuevas cepas, y porque además todas las actividades están abiertas aunque con restricciones. “La curva está amesetada pero muy alta y no desciende. El sistema de salud de Salta está muy tenso y hay muy pocas camas de terapia intensiva. Estamos en el 94%, va a llegar un momento en el que no van a quedar camas. Estamos viviendo la cuarta semana tensa y se vienen cuatro semanas más”, describió y destacó la importancia de vacunarse.

“Hay muy pocas camas en terapia intensiva”

Por otro lado, el médico cirujano se refirió a su renuncia como titular del COE. “La pandemia se había politizado y lo afirmo, y no hablo de Salta en particular sino del mundo. Lo que hice fue con mucho esfuerzo, no podía irme sin terminar de hacer y organizar unas cosas que había empezado, así que me voy a quedar hasta el jueves 8″, aseguró en el programa Agenda Abierta.