La Justicia provincial confirmó este lunes que identificaron a la persona fallecida en el tiroteo de la cárcel de Piñero. Se trata de uno de los tres delincuentes que ingresaron al complejo para permitir la fuga de ocho presos y afirman que tenían un “poder de fuego más alto” que los agentes penitenciarios.

//Mirá también: Se viralizaron videos tras el intento de fuga y tiroteo en la cárcel de Piñero

El hombre fallecido recibió un balazo en el cráneo y cayó sin vida este domingo en el doble cerco perimetral que habían cortado con una amoladora para llegar al patio del pabellón 14. Allí los investigadores secuestraron un cargador con balas calibre 9 milímetros y una de las dos herramientas con las que abrieron los alambrados.

El fiscal Gastón Ávila precisó que la víctima había estado involucrada en dos causas en el fuero de Menores. Además corroboraron un tercer antecedente penal como mayor de edad, aunque aclaró que no era un hecho muy grave.

//Mirá también: Once personas compartieron auto en el inicio de la huida tras la fuga de Piñero

Frente a la hipótesis de que uno de los guardias de las garitas pudo haber matado a la víctima, el representante del Ministerio Público de la Acusación (MPA) recordó que “estaban repeliendo fuego” frente a los agresores. “En principio, actuaron legítimamente en cumplimiento del deber”, concluyó sobre las circunstancias del homicidio.

La pista del “Morocho” Mansilla

El nombre del delincuente fallecido quedó bajo reserva para no entorpecer la investigación. La Justicia quiere determinar la conexión con los prófugos para develar el plan y allí aparece Claudio Javier Mansilla como uno de los posibles ideólogos, aunque no es el único.

Ávila recordó que el mes pasado imputó al “Morocho” por instigar desde la misma cárcel de Piñero el homicidio de Mauricio Ezequiel Gómez en Colombia y French. Según las pruebas recabadas, pagó $100.000 al presunto autor material e incluso el consiguió el arma y el auto para la emboscada.

“No cabe duda de que tiene logística y los recursos económicos para armar una fuga de este tipo”, concluyó el fiscal sobre el prófugo de 38 años. El delincuente además debía presentarse esta semana en la reanudación del juicio por el asesinato de Kevin Neri (16) y Leonel Bubacar (18), por el que afronta un pedido de condena a 25 años de prisión.