Se conocieron las imágenes de como escaparon los agresores de Matías Montín, luego de golpearlo brutalmente en el boliche marplatense “Ananá. Si bien uno de los acusados admitió que golpeó con una botella al joven de 20 años, remarcó que lo hizo “en defensa de sus amigos”; pese a estas declaraciones, el Fiscal de la causa pidió al juez que los detenidos continúen presos ya que dos de las tres personas que se creen estuvieron involucradas, trataron de fugarse.

El pedido del Fiscal es para Alejandro Galvano y Andrés Bracamonte, que fueron detenidos acusados por lesiones graves y lesiones en riña. Esto se debe a que considera que ambos intentaron fugarse al momento de ser detenidos ya que se los encontró sobre la Ruta 9 a la altura de Zárate rumbo a Rosario en el mismo vehículo que se ve en los videos de las cámaras que rodean el boliche de Mar del Plata, detalla TN.

Montín terminó internado en terapia intensiva con fractura de cráneo y un hematoma cerebral, sumado a lesiones en un ojo y un diente roto como consecuencia de los botellazos. La salud del joven mejora con buen estado de ánimo y se prevé que sea trasladado a una habitación común del Hospital Privado de la Comunidad (HPC), según detalla 0223.

Luego de que declararan los tres sospechosos pero solo dos quedaron detenidos ya que Matías Belloso, jugador de Arsenal, luego de entregarse y declarar fue liberado, aunque sigue vinculado a la causa. Sus amigos están detenidos en el Unidad Penal 44 de Batán y en las próximas horas el juez Daniel de Marco deberá definir la situación de cada uno. Vale remarcar que las declaraciones de Galvano y Bracamonte son contrapuestas a la de los amigos de la víctima: el conflicto habría arrancado en el baño cuando un amigo de Montín habría sido agredido por uno de los rosarinos.

El BMW blanco con el que los agresores se estaban fugando de la localidad marplatense.Gentileza

Según el abogado de la familia de la víctima, Ignacio Trimarco, los acusados podrían recibir una condena de hasta 12 años de prisión ya que podrían ser juzgados por tentativa de homicidio. “Hoy, el hecho está calificado como de lesiones graves que tiene una pena de 1 a 6 años, pero esta querella va a solicitar el cambio de calificación al de tentativa de homicidio, que tiene un máximo de 12 años y medio de prisión, que por supuesto no es un delito que no es excarcelable”, detalló.