El Ministerio de Seguridad de la Nación tomó la medida contra cuatro hombres, entre ellos Marcelo Génova, gerente de un call center. 


Fueron varios los casos de “hinchas” argentinos que, durante la Copa del Mundo en Rusia, se filmaron obligando a las mujeres rusas a decir obscenidades en español. Los videos recorrieron el mundo y provocaron millones de críticas contra los “vivos” que los filmaron.

Uno de ellos fue Marcelo Genova, gerente de un call center de la ciudad de Córdoba que se quiso hacer el chistoso, como lo muestra el video de abajo.

Las imágenes se viralizaron y el hombre salió rápido a “abrir el paraguas” y pedir “sinceras disculpas” y asegurar que está “totalmente de acuerdo a todo lo relacionado a las cuestiones de género“.

“En la charla con una mujer de este país, le hice decir una frase con un exabrupto, que se registraron en el video que luego se viralizó. Recién cuando lo vi, pude dimensionar el horrible error que cometí del que me siento muy avergonzado”, posteó en su Facebook. Luego, ante la catarata de críticas, borró la publicación.

La propia ministra de Seguridad de la Nación, Patricia Bullrich, repudió la acción del cordobés. Incluso la empresa donde trabajaba Genova, Konecta, decidió suspenderlo dado que rompió “las normas convivencia, ética y transparencia”.

Este miércoles se conoció que el Ministerio de Seguridad resolvió prohibir el ingreso a las canchas por dos años a cuatro hombres que denigraron mujeres en Rusia, Genova entre ellos.

En el Boletín Oficial consta la decisión contra Néstor Fernando Penovi, Claudio Daniel Fitterer, Marcelo Alberto Génova y Juan Pablo Olguín.

Sobre Génova se sostiene lo siguiente: 

“Que dentro de esta misma línea de inconductas, Génova (…) en la vía pública en Moscú detiene a una joven y la filma haciéndole repetir frases obscenas, aprovechándose displicentemente de la diferencia idiomática existente, escena que fue replicada masivamente en las redes sociales, mereciendo el repudio social generalizado.

“Que la firma Konecta Argentina expresa el total repudio a la conducta desplegada por Génova, resaltando que esa actitud no refleja los principios ni las políticas de igualdad de género y antidiscriminatorias que se promueve en el seno de la empresa, y deja en claro que hasta tanto se expida el Comité de Ética de la firma, el mencionado colaborador queda suspendido en sus funciones, dado que resulta su proceder violatorio de las normas de convivencia, ética y transparencia que cultiva la firma.

“Que atento la trascendencia que toma la difusión del video, su autor, el Sr. Génova, por medio de las redes sociales publica un amplio pedido de disculpas que no logra conmover ni aquietar las críticas que recibe, dado que su conducta es inexcusable ni tolerada”.

Ante esto, resolvieron la “Restricción de Concurrencia Administrativa a todo espectáculo futbolístico por el lapso de VEINTICUATRO (24) meses”




Comentarios