A pesar de que el gobernador Omar Perotti y buena parte descartaron el cierre de escuelas en esta instancia, el principal gremio docente de la provincia volvió a pedir este miércoles la suspensión temporal de clases presenciales en Santa Fe. A través de un comunicado, expresaron “preocupación” frente a la segunda ola de la pandemia de coronavirus.

//Mirá también: Rechazaron un amparo judicial para dar clases 100% presenciales en Santa Fe

Amsafe mantiene que volver a un esquema que sólo contemple actividades virtuales servirá para frenar la propagación del COVID-19. Sobre la situación actual, destacaron que en los establecimientos se realizan ”esfuerzos denodados por cumplir y sostener los protocolos, pero la escuela sola no puede”.

El sindicato señaló que la suspensión no sólo apunta a proteger a los docentes como parte de la comunidad, sino también a estudiantes y asistentes que “están en riesgo si la comunidad tiene un alto nivel de casos positivos”.

//Mirá también: Piden suspensión de clases presenciales en Santa Fe por el coronavirus

“Para garantizar el derecho a la educación se debe resguardar la salud”, aseveraron desde Amsafe. Al mismo tiempo, indicaron que la situación epidemiológica en Santa Fe es “extremadamente compleja”.

El comunicado del gremio alude a una reunión con autoridades de los ministerios de Educación, Trabajo y Salud junto a representantes de otros sindicatos de la provincia. Allí se planteó la preocupación “por el aumento de casos de COVID-19, la circulación comunitaria y la aparición de nuevas variantes del virus”.

“Los contagios se van multiplicando a lo largo y ancho de la provincia. El crecimiento se está dando de manera exponencial provocando la saturación del sistema de salud”, concluyeron los representantes de los docentes.