Fiscalía pretende sumar más evidencia antes de acusar formalmente a los integrantes del Comando Radioeléctrico.


A poco de cumplirse 48 horas de la detención de más de veinte policías santafesinos en la capital provincial, los fiscales a cargo de la investigación plantearon este miércoles la postergación de la audiencia imputativa a los uniformados.

Luego de confirmar que hay 23 efectivos bajo arresto en el marco de la pesquisa por apremios ilegales, tortura, robo calificado y otros delitos, el planteo del Ministerio Público de la Acusación (MPA) busca extender el plazo para reunir la evidencia en contra de los sospechosos.

Desde el Ejecutivo, en tanto, confirmaron que todos los involucrados fueron pasados a disponibilidad por la cúpula de la Unidad Regional I. El día anterior, funcionarios del Ministerio de Seguridad habían destacado el resultado del procedimiento como parte de un proceso de “autodepuración” de la fuerza y de las políticas del Gobierno provincial.

Mientras se barajaba la alternativa de reprogramar la imputativa para el viernes, otros tres policías implicados podrán presentarse en libertad para defenderse ante la Fiscalía. Según informó LT10, hubo dos personas más que estuvieron demoradas y fueron liberadas una vez que concluyó el megaoperativo del lunes.

El despliegue que realizaron efectivos de Gendarmería Nacional junto con la Dirección de Asuntos Internos de la fuerza no sólo permitió dar con los oficiales y suboficiales investigados sino también el secuestro de gran cantidad de armas, municiones y decenas de teléfonos celulares.






Comentarios