Son alrededor de 38, que denunciaron llamados extorsivos pidiendo que se desafilien de ATE. 


La recomposición salarial acordada para los municipales ha despertado polémica en las últimas horas. Previo al pago que debía efectuarse este lunes, algunos trabajadores manifestaron que recibieron llamados extorsivos pidiendo que se desafilien de ATE para poder cobrarlo.

Según confiaron fuentes cercanas al gremio, los que no habrían recibido el adicional serían algunos delegados y dirigentes, sumados a empleados que registran suspensiones.

Lo cierto es que este jueves encabezaron una protesta frente al Palacio Municipal para aclarar el panorama y se logró concretar una reunión entre María Eugenia Bravo, secretaria general del sindicato, con autoridades de Recursos Humanos. Son en total unos 38 empleados los que esperan por el depósito, que no sólo les significará un desahogo en estos tiempos de crisis, sino que representará una inyección para el comercio local.

Por otro lado, referentes de ATE estuvieron esta semana en La Plata en el Tribunal de Cuentas repudiando que la recomposición salarial se dé con un decreto. Denunciaron, además, que la suma es no remunerativa y no alcanza a los jubilados.

(Fotografía: Radio Noba)




Comentarios