Condenaron este lunes en el tribunal penal de la Tercera Circunscripción a un joven acusado de abusar sexualmente a dos menores de 9 y 11 años. La condena es de 12 años de privación de la libertad R.E.T, que protege la intimidad de las víctimas. Actualmente se encuentra en la Penitenciaría Provincial en la ciudad de San Luis.

//Mira también Llamarán a indagatoria al profesor de básquet denunciado por abuso

Los menores son primos y vecinos del imputado. Gracias a la cercanía de sus viviendas la madre del niño más pequeño se enteró de lo sucedido en febrero del 2019 por la otra víctima del hecho que le contó lo vivido.

Según el relato del menor que se animó a contar lo sucedido, el hecho ocurrió en la casa del acusado cerca de la fecha de Navidad. El enterarse de lo sucedido, las madres de los menores se pusieron en contacto.

Acto seguido los damnificados confirmaron el hecho de abuso y posteriormente realizaron la denuncia en la Comisaría de Tilisarao. Al cabo de dos días, la acción penal ya se encontraba en el Juzgado de Instrucción en Concarán.

Un joven abuso sexualmente de dos menores de edad.

Patricia Besso, la jueza a cargo del caso, solicitó revisación médico- pediátrica para las víctimas del hecho. Posteriormente los niños fueron sometidos a una entrevista Cámara Gesell, lo mismo para el vecino que dio a conocer los hechos.

Los niños coincidieron en declarar que el abusador los invitó a tomar una gaseosa a su casa, donde luego jugaron a las cartas. Las victimas relataron que el juego constaba de una “prenda” que era ir a la habitación del acusado, donde los sometió.

El menor relató un segundo episodio de abuso, donde el R.E.T. lo amenazó para que no contara lo que había sucedido.

//Mira también Detuvieron a un hombre por golpear a su pareja en la vía pública

El informe de las entrevistas de Cámara Gesell concluyeron que ambos menores validaron su relato describiendo interacciones, situando los acontecimientos sexuales en tiempo y espacio y reproduciendo conversaciones específicas.

Por orden de la jueza a cago se realizará una inspección ocular en su domicilio y peritaje al celular de adolescente que reveló la secuencias. La intención es buscar y extraer archivos que puedan ser de interés para la causa, sobre todo contenido multimedia.