La presunta víctima recibió apoyo psicológico y legal. El hombre fue apartado de su cargo.


Una joven penitenciaria de la cárcel de Chimbas, en San Juan, denunció que un compañero la manoseó adentro de una garita de seguridad.

Según denunció la mujer, su compañero, mayor que ella y con muchos más años de experiencia en el servicio, la hostigaba desde hacía tiempo. Pero hace dos semanas la situación excedió lo verbal y el uniformado la habría manoseado.

El denunciado fue apartado de su cargo hasta que se resuelva su situación legal. Desde el Penal de Chimbas informaron que inmediatamente trascendido el hecho se hizo la denuncia penal y se brindó apoyo psicológico y legal a la victima, informa el Diario de Cuyo. 




Comentarios