El caso sanjuanino fue noticia nacional. La madre, el padre y el hermano de la víctima son sus victimarios.


Este miércoles la Corte de Justicia de San Juan confirmó la condena para la familia violadora. Se trata de una madre, un padre y un hermano que violaron y encubrieron los ultrajes a la niña más chiquita de la familia. Habían sido condenados pero presentaron un recurso a la Corte sanjuanina y ésta lo desestimó y confirmó que seguirán presos, según informó Diario de Cuyo.

La madre de la joven había sido condenada a 12 años de prisión por encubrir los abusos que ocurrían en el interior de la casa y avalar la conducta de su esposo y su hijo, que eran quienes violaban a la chica. El padre fue condenado a 22 años de cárcel y el hermano de la chica a 20 años.  La joven sanjuanina fue noticia nacional por lo aberrante del caso.

Las violaciones contra la adolescente arrancaron cuando ella tenía 9 años y comenzó a ser abusada por su padre biológico, que la manoseaba y luego comenzó a someterla a otras prácticas más brutales. Luego, cuando tenía 12 años, comenzó a violarla su hermano. Cuando la niña buscó ayuda en su madre, ésta se la negó y le colocó un Dispositivo Intrauterino para evitar que quede embarazada producto de los ultrajes. Esto lo hizo, después de que la chica le confesara que estaba embarazada de su propio hermano y de llevarla a abortar para tapar todo lo que ocurría en su casa y seguir protegiendo a los varones de la familia.

La abogada de la familia de violadores había apelado la sentencia diciendo que hubo “fallas formales y defectos de fundamentación” pero luego no pudo explicar dónde estaban esos errores. Por eso, la Corte terminó confirmarndo la sentencia de la jueza Silvia Peña Sansó de Ruiz que, el pasado 19 de marzo, los mandó a todos a la cárcel.






Comentarios