La devaluación y los impuestos sobre el precio de la carne agrava mucho más la situación de los frigoríficos.


El presidente de la Cámara Frigorífica del Chaco, Eduardo Carrara, en diálogo con Radio Facundo Quiroga (RFQ), aseguró que la industria cárnica de la provincia, productores y empresarios, vive un momento de incertidumbre tras la fuerte suba del precio del dólar. “Los frigoríficos de consumo veníamos bastante castigados pero a partir del lunes esto se complicó mucho”, dijo. Aseguró que los productores no quieren vender porque no saben a qué costo hacerlo. Detalló que la materia prima de ellos es el maíz que está a precio dolarizado. En el Chaco la industria emplea a más de 750 personas.

Después de que RFQ hablara con integrantes del ISEPCI (Instituto de Investigación Social, Económica y Política Ciudadana) quienes comentaron que en algunas carnicerías en los barrios de Resistencia, que es donde normalmente hacen sus estudios, habían generado un ya una remarcación de entre un 10% y 15% por lo menos, ¿Ustedes ya están vendiendo con ese aumento? “A pesar de que el dólar aumentó el 20%, los productores están resignando y solo aumentaron el 10%”, explicó.

“Y otra cosa que también vemos complicado en nuestro sector, que hayan dejado afuera un producto tan básico como la carne, de quitarle el IVA, porque cuando estoy viendo la lista de la canasta básica, veo que la carne está exenta. La verdad que una medida que no entendemos




Comentarios