El entusiasmo de la familia de Marcos Acuña y los gritos que pegaron cada vez que pateaba al arco de Polonia

El excelente desempeño de Marcos Acuña durante el partido contra Polonia en Qatar.
El excelente desempeño de Marcos Acuña durante el partido contra Polonia en Qatar. Foto: Archivo

Desde su hogar natal, en Neuquén, se vivieron momentos de tensión, pero sobre todo de orgullo y energía. El jugador tuvo un gran desempeño en el partido del miércoles 30.

Argentina pasó a los octavos de final en el Mundial de Qatar, y entre los jugadores que resaltan está Marcos Javier Acuña. Durante el partido contra Polonia, pegó varias veces al arco y la pelota pasó muy cerca. Su familia, desde Neuquén, gritó y festejó cada tiro como si hubiese sido gol.

El primero fue de Alexis Mac Allister y el otro de Julian Álvarez. Gracias a ello, el equipo de Scaloni se sobrepuso a este nuevo contrincante. Y si bien el neuquino más famoso no metió ninguno, su jugada fue digna de reconocer.

En diálogo con LM Neuquén, Jessica, la hermana del jugador, contó: “En casa lo gritamos”. Señaló que la vivienda de toda la vida del crack se llenó “de vecinos, como siempre” y fue una “verdadera fiesta” durante esas dos horas.

La familia de Marcos Acuña lo alienta desde Neuquén junto a todos los vecinos.
La familia de Marcos Acuña lo alienta desde Neuquén junto a todos los vecinos. Foto: LM Neuquén

Los casi goles del Huevo Acuña contra Polonia

A los 28 minutos del primer tiempo, cuando Julian Alvarez tiró al arco y el arquero polaco la sacó, la pelota fue a los pies del neuquino, oriundo de Zapala. De lejos probó y el balón rozó el arco contrario.

En el segundo intento fue el mismo Lionel Messi el que lo asistió. Acuña metió un enganche que puso nervioso al contrincante, pero su remate final se fue alto.

Los goles de Argentina ante Polonia

A solo un minuto de empezar el complemento, Mac Allister apareció tras un centro bajo de Nahuel Molina y la clavó en el palo izquierdo de Szczęsny, haciendo gritar a todo el país. El equipo de Lionel Scaloni se vio esperanzado en ese momento.

A los 23 minutos del segundo tiempo, con todo el equipo argentino en ataque, Enzo Fernández habilitó a Julián Álvarez que puso un derechazo al ángulo para ampliar la ventaja sobre el conjunto polaco. De esta manera, el equipo albiceleste pasó a octavos de final y será rival de Australia el sábado 3.