Se cumplió un año del colapso parcial de un edificio de apartamentos en Surfside (Miami, Florida), en el que murieron 98 personas. Si embargo, las respuestas sobre qué ocasionó la tragedia, aún no llegaron.

Muchas de las víctimas eran latinas. Entre ellas, Miguel Pazos, de 56 años, y su hija, Michelle, de 25. Carlos Pazos, abuelo de la familia, vive en La Habana, Cuba, donde se enteró de la tragedia y desde no pudo viajar para despedirse de sus seres queridos.

Se cumple un año del derrumbe en Miami. Foto: Joe Raedle

Carlos cuenta que su hijo Miguel se había encontrado con su hija en el edificio Champlain, ya que esta estaba de visita desde Canadá, donde vivía con su madre y su hermano. Un año después del desplome, quiere respuestas.

¿Cuáles fueron los motivos, las causas reales? Y sobre eso hay un silencio raro y, por supuesto, muy desagradable para los familiares de las víctimas, sobre todo ahora, ya que no hay remedio desde el punto de vista de sus vidas, pero sí para uno mismo”, dijo Pazos, que supo ser copresidente de la Asociación Internacional de Médicos para la Prevención de la Guerra Nuclear (IPPNW).

Los familiares de las víctimas aún esperan respuestas

La codirectora de las investigaciones que realiza el Instituto Nacional de Estándares y Tecnología (NIST), Judith Mitrani-Reiser, asegura que será difícil esclarecer los hechos. El NIST estuvo dos meses trabajando en los restos del edificio, que fue demolido en su totalidad semanas después de su derrumbe parcial.

Ya fueron aprobadas las indemnizaciones para familiares (Foto: AP) Foto: Lynne Sladky

Mitrani-Reiser entiende la impaciencia de los familiares, pero explica que la de Surfside es una de las investigaciones “más difíciles y complejas” que hayan enfrentado. “Lo que es particularmente inusual y desafiante es la edad de la estructura cuando se derrumbó y el hecho de que no hay un evento inicial claro (que provocase el derrumbe), incluso después de un año de investigaciones”, explicó.

Asegura que manejan alrededor de “dos docenas de hipótesis” acerca de lo ocurrido, y que durante estos meses iniciarán la segunda parte de las pesquisas, en las que someterán los restos del edificio recolectados a pruebas físicas y químicas. “No existe un evento iniciador claro de por qué la estructura se mantuvo en pie y luego colapsó parcialmente después de 40 años”, indicó.

Según adelantó, la fase “más intensa” de la investigación concluirá a fines de septiembre de 2023 y el informe final y las recomendaciones de NIST se darán a conocer un año más tarde.

Se aprobaron multimillonarias indemnizaciones

Las familias de las víctimas del edificio alcanzaron un acuerdo con las aseguradoras por 997 millones de dólares para cerrar uno de los temas judiciales pendientes, como las demandas por homicidio culposo que todavía siguen su proceso.

Rescatistas durante las tareas de búsqueda de sobrevivientes. Foto: Lynne Sladky

Carlos Pazos tiene 85 años y asegura que lo único que quiere es que Estados Unidos le dé una visa para poder viajar a Miami y pasar unos días con sus hijos y nietos, además de ir a donde Miguel y Michelle fallecieron y al lugar donde reposan sus cenizas. “Nada de las multimillonarias indemnizaciones. Eso, que se lo den a mi nieto. Yo lo único que quiero es obtener una visa”, expresó.

El Champlain Towers South, construido en 1981, estaba en medio de un proceso conocido como “recertificación”, que consiste en una revisión de las estructuras y las instalaciones de electricidad requerida por ley para las edificaciones de más de 40 años.

Homenajes, a un año del derrumbe

Este viernes, los familiares de las víctimas se reunirán en el lugar de la tragedia para honrar la memoria de las víctimas del colapso parcial del edificio de 12 pisos.

Bomberos y rescatistas trabajan en el derrumbe. Foto: Joe Raedle

El primer acto público será a las 1.22 de la madrugada del viernes (5.22 GMT), hora en la que un año antes se derrumbó el edificio. En ese momento, se prenderá una antorcha conmemorativa que permanecerá encendida tres semanas, las mismas que se demoraron las autoridades en recuperar el cadáver de la última víctima mortal.

En el homenaje oficial a las víctimas estará presente la primera dama de Estados Unidos, Jill Biden. Además, está previsto que intervengan familiares, personal del equipo de rescate y autoridades locales.