Tras la llegada de la segunda ola de la pandemia de coronavirus al país, el ministro de Salud de la Ciudad de Buenos Aires Fernán Quirós informó este viernes que en los últimos diez días “la curva de contagios de coronavirus dejó de crecer vertiginosamente” y “se estabilizó”, aunque aseguró que ahora “es necesario que descienda”.

//Mirá también: Coronavirus: preocupa la cifra récord de ocupación de camas de terapia intensiva en la Ciudad

El funcionario detalló que el R -índice de contagiosidad- está en 1,03 y señaló que “la curva de contagios está prácticamente horizontal” ya que “los casos dejaron de crecer”. No obstante, calificó la situación como “suficientemente difícil”, y destacó la importancia de “seguir rastreando, testeando y aislando” a los positivos.

Fernán Quirós\u002E (web)

”En los últimos diez días el promedio diario de casos en la Ciudad se estabilizó, hay un cambio en la pendiente ascendente que tenía la curva, pero eso no es suficiente; necesitamos que la curva descienda”, expresó Quirós en la conferencia de prensa sobre al situación epidemiológica en el distrito.

En este sentido, solicitó “mantener los cuidados en los lugares cerrados, usar barbijos en las oficinas y encontrarse en espacios abiertos”, lo cual -señaló- junto al “fortalecimiento del sistema de salud público y privado y la intensificación de la vacunación” permitirá el descenso de contagios.

Tenemos que hacer un esfuerzo enorme estas dos semanas para bajar la curva de contagios”, insistió el ministro a cargo de la cartera de Salud porteña, quien informó que la ciudad de Buenos Aires alcanzó en las últimas horas los 318.041 casos de Covid-19, 7.757 fallecidos y la letalidad es de 2,47%.

Con respecto al tiempo que puede demorar el descenso de los contagios, el médico indicó que “es imposible anticiparlo” porque “las curvas que suben lento suelen ser de mayor duración y las que suben rápido bajan rápido”.

Argentina ayer superó los 16 mil casos confirmados. (AP)

”No se puede predecir lo que va a pasar con ésta pero, si no visitáramos innecesariamente a personas con las que no convivimos, la curva bajaría rápidamente; los contagios ocurren en lugares cerrados, mal ventilados”, insistió el ministro porteño.

// Mirá también: Coronavirus en Argentina: reportaron 537 muertes en las últimas 24 horas

Contagio en los niños y oxígeno

Con respecto al ascenso de contagios en niños y adolescentes, Quirós explicó que la Ciudad “no tuvo un número significativo de casos generados en las escuelas” aunque reconoció un aumento “dentro de la ola de magnitud (actual)”.

”Los niños y adolescentes tienen vida social y pueden contagiarse por la interacción que tienen, pero en las escuelas hay protocolos”, aseguró, precisó que “hay dos niños internados en hospitales pediátricos de la Ciudad” y dijo que “el resto son del conurbano bonaerense y de otras provincias”.

Niños y niñas pueden contraer el virus. Y lo contagian. (AP)

Asimismo, afirmó que los chicos y chicas internados “tienen enfermedades graves y se atienden hace mucho tiempo”, al tiempo que destacó que el coronavirus “no ha golpeado a los niños sanos”.

Por último, se refirió a la entrega de oxígeno a los hospitales porteños y aseguró que en casi todos los centros de salud se utiliza oxígeno líquido. ”El oxígeno líquido está enfriado y comprimido, en poco volumen hay una enorme cantidad de gas; por lo tanto no estamos tan dependientes del oxígeno en tubo, que cuando hay una gran demanda es una gran tarea llenar esos tubos”, aseveró.

Con información de Télam.