Habría ocurrido en 2016 durante un operativo en el departamento donde vivía el exministro de Planificación.


Un encargado del edificio donde vivía el exministro de Planificación Julio De Vido denunció que sacaron de su departamento tres cajas fuertes antes de un allanamiento que se llevó a cabo el 24 de junio de 2016.

Según informó el periodista Luis Majul, el empleado declaró ante la Justicia el 22 de agosto pasado ante el fiscal Guillermo Marijuán y dio detalles sobre lo ocurrido en el décimo piso del departamento ubicado en Avenida Libertador al 2200. Asimismo, el encargado habría detallado que esas cajas fuertes habían ingresado “unos diez años atrás”.

La (caja fuerte) grande era como de dos metros y medio de altura y un metro y medio de ancho. Y las otras dos cajas eran más chicas. Tendrían un alto de un metro. Los que se encargaban de subir las cajas no eran de la custodia. Era personal especializado en este tema porque tenían unos cinturones de seguridad enormes para transportar las cajas, en especial la grande. Las tres cajas se subieron por la escalera”, explicó el encargado, cuyo nombre fue preservado por una cuestión de seguridad.

Y brindó más detalles: “Luego de que Macri ganara las elecciones empieza todo un operativo para retirar las cajas fuertes del domicilio de Julio de Vido… Fueron seis o siete personas que las bajaron por la escalera y las llevaron al primer subsuelo del garaje. Las cajas se cargaron en una camioneta Toyota gris clara”.

“No solo se trajeron y se llevaron las cajas fuertes del lugar….Durante todo el año había un gran movimiento de todo tipo de cosas: cajas de cartón, bolsos, mercaderías, cajas de vino, cajones de champagne, chivitos patagónicos, gunidas, patas de jamón crudo… La custodia estaba en la puerta y los subía al departamento y luego, los fines de semana se llevaban muchas cosas en camioneta a la Chacra de Zárate”.

Ante la consulta de Marijuán sobre si había cámaras de seguridad en el edifico, el encargado precisó: “Hay cámaras colocadas por el consorcio que graban la entrada del edificio. Hay otra en el hall. Y otras tres cámaras en el garaje. Los custodios se preocupaban en saber cuál era el sector que no tapaban las cámaras“. No obstante, detalló que “una persona de trato frecuente con los custodias varias veces apagaba las cámaras para que no filmara determinadas cosas“.

A partir de esta declaración, el fiscal pidió al lista de los custodios de De Vido al ministerio de Seguridad. Mientras que el testimonio del encargado será incorporado a la causa por enriquecimiento ilícito contra el exministro de Planificación.




Comentarios