La jornada de sábado fue un día a pleno rugby para la segunda categoría del deporte ovalado de Tucumán. En cancha de Lince, se disputaron las finales de Bronce, Plata y Oro y se conocieron a los campeones del torneo.

El gran ganador del certamen fue Coipú Rugby, de la ciudad de Famaillá, que derrotó por 30 a 14 a San Isidro Rugby Club en un partido muy intenso, bien jugado y en el que ambos equipos mostraron un buen nivel y sobre todo el buen comportamiento en lo que fue una verdadera fiesta del rugby.

El inicio del juego fue bastante dubitativo para ambos equipos, los errores no forzados se hicieron presentes y costó poder afianzarse en el campo. Pese a los intentos del Sirc de llegar al ingoal contrario a través de la fuerza y potencia de sus forwards, los de Famaillá poco a poco fueron dominando las acciones a partir de una férrea defensa y salidas rápidas a través de sus tres cuartos, con lo que lograron irse en ventaja al descanso por un 15 a 7 a favor.

San Isidro redondeó una gran campaña en la que llegó invicto a la definición.

En el complemento, el “Roedor” salió con mayor seguridad, lograron rápidamente plantase en el campo de juego y dominar las acciones a partir de la tranquilidad del resultado a favor, con lo cual pudo aumentar la diferencia a favor. Los de Lules sin embargo, no se rindieron y hasta el final se mostraron ofensivos y en busca del try que llegó a pocos minutos del final del juego a través de la intervención de Alejandro Cabrera. El tiempo no dio para más y la Copa de Oro se fue para Famaillá con un 30 a 14 final en el tanteador.

En la previa, en un partido muy ajustado, Tafí Viejo le ganó 28 a 22 a Monteros Vóley por la Copa de Bronce. Mientras que por la Copa de Plata, La Querencia de Alberdi, derrotó a San Martín por 50 a 33 y se quedó con el trofeo.