Los trabajadores del municipio deberán permanecer aislados y tampoco concurrirán a sus destinos laborales los empleados provinciales radicados en la localidad.


Un empleado de la comuna de Toay que se desempeña en el corralón y que a pesar de haber presentado síntomas de coronavirus siguió concurriendo a su lugar de trabajo estando en contacto con sus compañeros, activó un alerta en la localidad, que decidió cerrar las puertas de la Municipalidad y de otros lugares de la Administración Pública provincial.

La medida fue dispuesta este domingo, en principio, por 24 horas, mientras se instrumenta el dispositivo de búsqueda activa para detectar posibles infectados y, de esa manera, aislar en el menor tiempo posible los contactos estrechos del caso sospechoso e impedir una eventual cadena de contagios.

Los trabajadores municipales deberán permanecer aislados con sus familias en sus domicilios y se eximió de concurrir a trabajar a los empleados de la Administración Pública Provincial radicados en esa localidad, excepto los de Salud y Policía, aunque el municipio mantendrá los servicios esenciales.

La Municipalidad de Toay cerrará sus puertas el lunes 21 (APN)

Por otra parte, se informó en un comunicado oficial que en la tarde de este domingo se terminó de procesar 110 muestras en los laboratorios de Epidemiología, del Hospital Lucio Molas y del Gobernador Centeno, de las cuales 20 resultaron positivas para Covid-19.

En el parte se precisa que estos positivos se encuentran aislados y se suman a otras 4.311 personas en esa situación en La Pampa, mientras se trabaja en la investigación epidemiológica de los casos intentando frenar la diseminación del virus.




Comentarios