El director del Hospital Schestakow de San Rafael, doctor José Muñoz, advirtió que “pese a la baja en la ocupación de camas -tanto críticas como camas Covid-19 bajó y se ubica en el 55%, la gente no debe relajarse en los cuidados ya que el índice de positividad de San Rafael y del sur de Mendoza, sigue muy alto respecto de otras zonas”.

//Mirá también: La Corte Nacional deberá definir quien investiga las posibles estafas piramidales

En declaraciones formuladas a Canal 6 Telesur, Muñoz explicó que, “comparando junio y julio con lo que fue mayo, la ocupación de camas Covid ha caído a la mitad. Estamos en un 55% aproximadamente. En mayo tuvimos 190 casos por día y hoy estamos en torno a los 90”.

“No es que estemos bien, los equipos están trabajando y muchísimo. Pasa que en mayo todo el personal médicos, de enfermería y limpieza estuvo trabajando sobreexigido”, explicó además.

Ante una consulta de si se estaba registrando una baja pronunciada del pico de casos y si se pueden comenzar a pensar en relajar las restricciones el profesional fue categórico “No visualicemos nada. Todo el mundo tiende a relajar luego de lo mal que lo pasamos en mayo, pero el índice de positividad de San Rafael es muy alto, uno de los más altos de todos los departamentos de Mendoza”, dijo.

“El porcentaje de positivos hay que verlo sobre la cantidad de testeos, estamos alrededor del 30′ o 35% de positividad, y eso es arriba de la media nacional. No es que estemos bien, los equipos están trabajando y muchísimo. Pasa que en mayo todo el personal médicos, de enfermería y limpieza estuvo trabajando sobreexigido”, señaló Muñoz.

//Mirá también: Una influencer alvearence utiliza Tik tok para fomentar el body positive

El funcionario alertó también que respecto de la positividad de casos de Covid-19 que se está dando en el resto de la provincia, San Rafael también marcha muy adelante. Eso sólo ya nos debería decir que no tenemos que relajar”, indicó.

Cabe destacar que los casos de Covid-19 están dando un leve respiro al sistema sanitario de Mendoza, luego de un mayo para el olvido en que rompimos todos los récords al tener hasta 1100 contagios nuevos por día. En julio, la cifra bajó y la provincia registra entre 300 y 400 casos diarios. Del mismo modo bajó la ocupación de camas críticas tanto en el Gran Mendoza como en el Este, Sur y Valle de Uco. Fuente Sitio Andino