Luego de los anuncios que Omar Perotti hizo el domingo por la noche, en los que anunciaban restricciones para Rosario y San Lorenzo por los números de contagio y ocupación de camas críticas que presentaban. El intendente rosarino, Pablo Javkin pidió que se revea la categoría sanitaria de la ciudad y que vuelvan las clases presenciales, ya que fueron suspendidas en principio por siete días.

//Mirá también: Pediatras de Santa Fe insisten en que la educación debe ser presencial

Este lunes, el Intendente de Rosario dio una conferencia de prensa en la que le pidió al Gobierno provincial que “vuelvan las clases presenciales” y cuestionó que el criterio adoptado sea el mismo que en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA): “No nos parece lógico que el criterio para tomar medidas en Rosario sea dispuesto por el AMBA”.

Ante esta situación Javkin comentó que harán una presentación para que se adopte otra modalidad para categorizar a la ciudad y remarcó: “Rosario está orgullosa de atender a toda la región sanitaria. Rosario está en una categoría agravada porque alberga pacientes de otras localidades”.

//Mirá también: El promedio de edad de los pacientes en terapia intensiva es de 46 años en Santa Fe

“Queremos que se revea la situación de las escuelas, la última medida debería ser suspender las clases. No podemos tener otras actividades abiertas y las escuelas cerradas”, insistió y aclaró que la presentación para que los chicos vuelvan a clases presenciales se hará este lunes por la tarde. La reunión con Perotti está prevista para las 17 horas.