Este domingo se confirmó la muerte de Miguel Lifschitz por problemas derivados de su cuadro con coronavirus. La familia decidió no realizar un velorio público contemplando la situación sanitaria y la enfermedad que causó la muerte del exgobernador de Santa Fe, pero si se reciben muestras de afecto en la Biblioteca Argentina. Al rededor de las 10 de la mañana, el cortejo fúnebre pasó por el lugar y los aplausos se hicieron sentir.

//Mirá también: Referentes políticos de todos los partidos despiden a Miguel Lifschitz en las redes sociales

Conmoción, tristeza, rosas rojas y aplausos, se vieron en las calles de Rosario, más precisamente en Pasaje Dr. J Álvarez 1550, cuando la caravana que traslada los restos de Lifschitz pasaron antes de ir al cementerio de Funes. Militantes, familiares, funcionarios y allegados del Presidente de la Cámara de Diputados se hicieron presentes en el lugar.

Los aplausos, muestra de dolor y respeto, se hicieron sentir por más de cinco minutos cuando la caravana pasó rumbo al cementerio donde se realizará una ceremonia íntima. Según detalla La Capitla, Clara García, esposa de Lifschitz, se bajó por un momento del auto que la trasladaba para abrazarse con Mónica Fein, actual presidenta del PS a nivel nacional.

//Mirá también: Pablo Javkin se despidió de Miguel Lifschitz recordando la última broma que se hicieron

Con rosas rojas, símbolo del socialismo, las personas que se acercaron a la Biblioteca Argentina, edificio que fue reinaugurado por el socialista en 2019, despidieron al exgobernador de Santa Fe y exintendente de la ciudad de Rosario, con respeto y lágrimas en los ojos.