A los 65 años murió Miguel Lifschitz, el exgobernador de la provincia de Santa Fe, que hasta el día de hoy estuvo internado “cursando un cuadro crítico” a causa del coronavirus.

//Mirá también: Referentes políticos de todos los partidos despiden a Miguel Lifschitz en las redes sociales

De acuerdo al informe médico difundido este mediodía, el expresidente de la Cámara de Diputados de Santa Fe continuaba internado en sala de cuidados intensivos, pero confirmaron desde su entorno que el fallecimiento ocurrió horas después.

El diputado provincial por el Frente Socialista Cívico y Social y presidente de la Cámara de Diputados dio positivo para Covid-19 el 11 de abril y desde el 19 de ese mes permanece internado en un sanatorio céntrico rosarino.

El diputado provincial Miguel Lifschitz por el Frente Socialista Cívico y Social había contraído coronavirus.Télam

Rosarino, socialista e ingeniero

Roberto Miguel Lifschitz nació en Rosario el 13 de septiembre de 1955 y tuvo cuatro hijos. Comenzó a militar en el Movimiento Nacional Reformista (MNR) tras completar el nivel secundario en el Instituto Politécnico Superior (IPS). Como muchos otros profesionales de la ciudad, cruzó el hall de Avenida Pellegrini y años más tarde se recibió de ingeniero civil.

//Mirá también: El abogado de Cristina Kirchner cometió un “error” en la causa de su pensión millonaria

Si bien su salto a cargos provinciales lo obligó a repartir sus horas entre la Cuna de la Bandera y la ciudad de Santa Fe en la última década, el dirigente del Partido Socialista (PS) siempre se mantuvo cerca de barrio Martin, donde cursó la primaria en la Escuela Juan Bautista Alberdi.

Miguel Lifschitz@miguellifschitz | Instagram

Lifschitz construyó su carrera política siguiendo la de Hermes Binner, fallecido el año pasado en Casilda, quien lideró la construcción del Frente Progresista desde fines de los 90. Cuando el rafaelino fue intendente, el ingeniero lo acompañó en el gabinete municipal y luego lo sucedió al frente del Palacio de los Leones, incluyendo una reelección aplastante en 2007 con una diferencia de 30 puntos sobre Héctor “Tigre” Cavallero.

Luego de un período como senador provincial, se presentó en 2015 por primera vez como candidato a gobernador para suceder a Antonio Bonfatti. Al igual que el médico rosarino, le tocó competir en las urnas con Miguel Del Sel, representante de Cambios, y le ganó por apenas 1.500 votos para acceder al cargo.

En las últimas elecciones antes de la pandemia de coronavirus, el exintendente se puso en campaña para construir Consenso Federal con Roberto Lavagna como candidato a presidente. Si bien aparecía como un posible vice para el economista, quedó desplazado en la puja interna por Juan Manuel Urtubey y acabó encabezando la lista de diputados provinciales que ganó con comodidad en Santa Fe.