Aunque este miércoles tras la reunión del Comité de Emergencias no se confirmó ninguna restricción a las que entraron en vigencia el último sábado ante el progresivo crecimiento de la curva de contagios de coronavirus en conglomerados como el Gran Rosario, no son pocos los especialistas con llegada a las autoridades de gobierno, que recomiendan retroceder de fase. De hecho algunos profesionales participaron ayer de un encuentro virtual de urgencia con Perotti a última hora en donde presentaron sus puntos de vista.

Este jueves la infectóloga Marcela Vera Blanch, asesora de la administración santafesina, habló de que atendiendo al nivel ocupación de camas críticas en el sistema de salud y a partir del achicamiento de la tasa de duplicación de casos en Rosario "la movilidad solo debería ser de de un 25% de los trabajadores".

En contacto con Radio 2, la especialista recomendó puntualmente el retroceso de fase.

"Los números nos dan para estar en fase 2", mencionó sobre la instancia que justamente establece que sólo se muevan por la ciudad un cuarto de la población económicamente activa.

Vera Blanch es jefa de epidemiología del Hospital Provincial y del Hospital Privado de Rosario y fue enfática en que los vecinos deben tomar conciencia en torno a que hoy "el recurso humano no es el suficiente, necesitamos tomar medidas para no saturar el sistema".

"Es muy importante que la población entienda que si se imponen nuevas restricciones, éstas no serán permanentes en el tiempo", añadió.

Este miércoles Rosario volvió a batir todos los récords con 412 nuevos casos de coronavirus, mientras que en la provincia de Santa Fe hubo un total de 747 nuevos pacientes.