Contar con plazas y espacios verdes cuidados que inviten a generar encuentros sociales entre los vecinos es imprescindible para que la gente pueda disfrutar de la ciudad, reconoció Leonardo Viotti en el pedido presentado al Ejecutivo la semana pasada.

La solicitud incluye un listado detallado de arreglos y mejoras que deben realizarse en diferentes plazas y espacios verdes de la ciudad, entre ellas la Plaza del Barrio 9 de Julio, Plaza José Hernández de Barrio Martin Fierro, Plaza El Caudillo de Barrio Güemes, Plaza Luis Fasoli de Barrio Fasoli, el espacio verde ubicado en Bv. Lehmann esquina Abele en Barrio Barranquitas, el Sector entubado canal norte entre calles Rodríguez y Perussia del mismo barrio, la Plaza Cristóbal Colón de Barrio Villa Dominga y la Plaza Domingo Faustino Sarmiento de Barrio Sarmiento.

“La calidad de vida de una zona urbana depende en gran parte de las condiciones y el mantenimiento de los espacios verdes, uno de los principales articuladores de la vida social, porque son lugares de encuentro, de integración y de intercambio; donde se promueve la diversidad cultural y generacional de una sociedad, potenciando la identidad y el sentido de pertenencia. Estos espacios tienen una función primordial en la sociabilización de los rafaelinos y esto constituye una razón muy importante para conservarlos limpios y cuidados” expresó Alejandra Sagardoy, concejal del bloque de JxC.

Sumado a esto Viotti planteó que los espacios verdes públicos enriquecen el paisaje urbano de nuestra ciudad y asumen un papel central de oxigenación, contribuyendo también en la regulación hídrica y en la reducción del impacto que las áreas construidas tienen sobre el medio ambiente, brindando un ecosistema urbano apropiado para la conservación de la biodiversidad.

Por otra parte, Miguel Destéfanis dijo “sabemos lo necesario que son estos espacios en Rafaela y cuánto demandan los vecinos la creación de más lugares verdes públicos, por esta razón hay que asegurar la perdurabilidad de esos sectores tan necesarios para el esparcimiento, manteniéndolos y cuidándolos, para garantizar que sean seguros y de calidad”.

En conclusión, el proyecto presentado por el bloque de JxC fundamenta su pedido en el hecho de que las plazas y los espacios verdes públicos deben constituir una posibilidad para la distensión de los rafaelinos de todos los sectores sociales, pero en lo cotidiano se observa que, en su mayoría se encuentran con falta de mantenimiento, escasa o nula iluminación, faltante de cestos de residuos, juegos infantiles dañados, escases de juegos inclusivos, veredas en mal estado y en muchos casos poca forestación.