Esta semana se inició la primera etapa de la obra de instalación y conexión de desagües cloacales en el barrio Nueva Bahía Blanca, planificada desde la Secretaría de Obras y Planeamiento.

El intendente Mariano Uset y el secretario de Obras y Planeamiento, Ignacio Torrontegui, visitaron este jueves el pozo de bombero ubicado en Formosa y San Luis, desde donde se conectarán las primeras dos cuadras de red cloacal en esta primera etapa.

Esto va a permitir la posterior conexión de desagües cloacales en el barrio desde calle Chaco, siendo el punto de partida para conectar el resto del barrio hasta los puntos más bajos, con otras 13 cuadras que se realizarán a través del Plan Argentina Hace.

La empresa local Talleres Irrazábal estuvo a cargo del trabajo por un monto de $3.151.780, costeados con recursos del Fondos Municipal para Convenio de Infraestructura de la Provincia de Buenos Aires, en base a un presupuesto elevado en enero de 2020.