Sectores del oficialismo proponen un debate por la “Ley contra el odio” tras el atentado a Cristina Kirchner

Alberto Fernández enfrenta una nueva interna en el Gobierno por la "Ley contra el odio".
Alberto Fernández enfrenta una nueva interna en el Gobierno por la "Ley contra el odio". Foto: Presidencia

Luego del ataque a la vicepresidenta, empieza a instalarse una nueva división en el Frente de Todos por debatir una legislación que pueda controlar los discursos que se dan en las redes y en medio de comunicación.

La discusión dentro del Frente de Todos empieza a aumentar sobre después del atentado contra Cristina Kirchner y las polémicas por el control de los discursos en las redes sociales como en los medios de comunicación. En ese marco, Alberto Fernández enfrenta una nueva discusión sobre si se debe aplicar una legislación o no.

Es que si bien varios legisladores apuntaron que se debe discutir una “Ley contra el odio”, este martes el gobierno aclaró que no están trabajando en una iniciativa junto con la oposición. La portavoz presidencial aclaró que el Código Penal “incluye la incitación a la violencia y discriminación política”.

Las fotos del atacante de Cristina Kirchner y su novia con el arma utilizada. El atentado generó un nuevo debate sobre la pluralidad de voces en el oficialismo.
Las fotos del atacante de Cristina Kirchner y su novia con el arma utilizada. El atentado generó un nuevo debate sobre la pluralidad de voces en el oficialismo.

Sin embargo, son varios los integrantes del Gobierno que creen que los comportamientos como los de Fernando Sabag son producto de lo que dicen los medios, la oposición y la Justicia. Es por eso que meten presión dentro del gabinete para incentivar un proyecto de Ley que alcance a controlar estos dichos.

De hecho, en las últimas horas, una de las voces que salieron a desmentir a Cerruti fue uno de los hombres más cercanos a Cristina Kirchner como el senador José Mayans quien aseguró que Fernández está trabajando en “una consulta con gente constitucionalista y profesionales de derecho” para avanzar con un proyecto de ley.

La postura de Alberto Fernández sobre una posible “Ley contra el odio”

“Él me dijo que, en un Estado de Derecho, hay que ver cómo la democracia puede cuidar el honor de las personas y evitar que haya mensajes extremadamente violentos o que inciten a la violencia, provenientes de, por ejemplo, los grupos neonazis. Esa es la parte que tenemos que resolver, me explicó”, señaló Mayans sobre la postura del mandatario.

El presidente Alberto Fernández junto al senador José Mayans. (Presidencia)
El presidente Alberto Fernández junto al senador José Mayans. (Presidencia)

Además, completó que “de ninguna manera quiere que no haya libertad de prensa o una ley de mordaza. Quiere respetar la Constitución y al periodismo. Me dijo que van a trabajar para alcanzar una democracia que realmente cuide a las personas y donde los violentos rindan cuentas a la sociedad de lo que están haciendo”.

Los dichos de Alberto Fernández contra los “discursos de odio”

El mandatario renovó su pedido de parar con la “persecución” que hay contra algunas personalidades del oficialismo como Cristina Kirchner y volvió a responsabilizar tanto al Poder Judicial como también a los medios de comunicación pese a que le bajó el pulgar a la posible ley.

El presidente Alberto Fernández descartó la posibilidad de la ley contra el odio, pero se mantiene todo en vilo por la presión de los sectores más duros del kirchnerismo.
El presidente Alberto Fernández descartó la posibilidad de la ley contra el odio, pero se mantiene todo en vilo por la presión de los sectores más duros del kirchnerismo.

“No le demos más espacio a los cultores del odio, a los que se valen de la libertad de opinar para difamar y desalentar al pueblo, a los que se encumbran en la democracia solo para desprestigiarla con discursos que no dejan de repudiarla, a los que siembran la violencia con el solo objeto de enfrentarnos”, advirtió Fernández.

¿Cómo ocurrió que los argentinos acabáramos por naturalizar tanta infamia? ¿Cómo fue que la decrepitud de los discursos antidemocráticos acabó cooptando los espacios mediáticos y las redes sociales? ¿Cómo fue que un diputado nacional (por Ricardo López Murphy) convocó al enfrentamiento de un pueblo afirmando que son ellos o nosotros?”, se preguntó.