El área de habilitaciones de la Municipalidad de Paraná clausuró esta madrugada y de manera preventiva el boliche "La Carmela" ubicado en Francia al 3.900.

Se supo que ya existían denuncias y quejas de vecinos por los ruidos molestos y disturbios que se generaban en el lugar. "No podían dormir viernes, sábados ni domingos", dijo Lázaro Ramírez director de Habilitaciones Comerciales de Paraná.

Según informó Elonce, Ramírez indició que arribaron al lugar a la madrugada, pero que no se dispuso el desalojo inmediato para no generar mayores inconvenientes. El funcionario señaló además: "Nos encontramos con situaciones lamentables. No es nada grato encontrar adolescentes en estado de ebriedad dentro del establecimiento".

Desde el área de Habilitaciones venían siguiendo el tema desde hacía varios días. "Desde las 2.20 de la madrugada esperamos el desalojo del inmueble. Aconsejados por la Policía, no lo hicimos de forma inmediata para que no haya hechos de violencia", relató Ramírez.

El propietario del lugar ya venía cometiendo otras faltas ante las cuales había sido advertido. "La semana pasada se constató lo mismo: adolescentes consumiendo bebidas alcohólicas. Se le advirtió que no les vendiera tragos a los chicos. Se le dijo que vaciara las heladeras y pusiera gaseosas, jugos y demás bebidas sin alcohol", expresó Ramírez.

En este caso en particular, la fiesta organizada era para adolescentes y se constató la venta y consumo de alcohol dentro del establecimiento. No obstante, se pudo saber que en otras ocasiones organizaba fiestas para mayores también.