El vehículo se encontraba abandonado a 15 metros de la costa del río Paraná, y tenía prohibición para circular desde febrero.


Una comisión de efectivos de la Prefectura Naval Argentina recorría un camino terrado con dirección al Puerto Natural Revinski en el municipio de Corpus, cuando se encontró con un camión abandonado y con la carrocería repleta de droga a unos 15 metros de la costa del río Paraná.

Siguiendo las indicaciones de la fiscalía federal de Oberá, a cargo de Viviana Vallejos, se rastrilló la zona junto a Ruffo, uno de los perros de la fuerza entrenado para detectar narcóticos. Sin embargo, no hallaron a ningun responsable del hecho.

En el interior del vehículo había 180 bultos. La carga fue trasladada al Polideportivo de Corpus Christi para su conteo final, que determinó que se trataban de 3.425.000 kilogramos de la droga. Además, se estableció que el rodado tenía prohibición de circular desde febrero.




Comentarios