Es en los momentos más difíciles de la vida de uno, donde tenemos la oportunidad de cambiar el rumbo de nuestras decisiones. Fue lo que vivió Paula Nora, una joven mendocina que se dedicaba al marketing, mientras trabajaba en Brasil en el trabajo que ella pensaba que era de sus sueños.

// Mira también: Mujeres maipucinas crearon un espacio de inclusión para niños de la provincia

Sin embargo, en un momento determinante, tomó la decisión de volver a Mendoza y abrir un centro de estética especializado en la micropigmentación. Pero en su corazón había algo más, ya que decidió comenzar el proyecto social “Pague con una Sonrisa”, donde regala tratamientos a pacientes oncológicos.

El recorrido de Paula hasta convertirse en Paula Beauty

A sus 18 años, Paula se fue de Mendoza para estudiar marketing. De allí trabajó en numerosos lugares hasta finalmente acomodarse en la capital de Brasil, trabajando para una empresa corporativa en un puesto soñado. Era el trabajo por la que ella se había preparado por años pero algo no le sentía bien.

Con el tiempo, su trabajo solamente le degustaba más y más. Comienza a sufrir ataques de pánico y brotes de nervios, hasta finalmente quedar internada. “No tenía nada, estaba todo en mi cabeza”, detalló Paula a Vía Mendoza.

Fue allí donde comenzó su interés en la micropigmentación y decidió emprender un curso en Brasil. Eran bastante costosos y estaba endeudada, pero ella se sentía cómoda aprendiendo, era su cable a tierra. “Literalmente todo mi sueldo se iba en pagar las tarjetas. Tampoco era muy buena en el curso, era la peor. Mis labios y cejas eran horribles”, contaba la mendocina.

Entre sus servicios realiza la micropigmentación en los labios, con la técnica Bonny Lips.

Luego de mucha práctica y estudio, su técnica mejoró y a la par de su trabajo corporativo, comenzó a atender escondida en su casa, hasta finalmente poder trabajar en una clínica estética. Tres semanas más tarde, comenzó la pandemia.

Era una época difícil en su vida, por lo que ella estaba sola en Brasil y toda su familia se encontraba en Argentina. A raíz de toda la situación mundial, ella se planteó que quería realmente de su vida, por lo que renunció a su trabajo corporativo en Brasil para dedicarse a pleno en la micropigmentación.

Este año vuelve a Argentina, planeando estar solamente 10 días. Sin embargo un desamor la imposibilitó volver a Brasil, por lo que hace 3 meses decidió quedarse en Mendoza y abrir su clínica estética bajo el nombre Paula Beauty.

Ella creía que el negocio no iba a funcionar en Argentina, especialmente en la provincia, ya que las mujeres aveces suelen preferir “estar al natural”. Sin embargo fue sorprendida, ya que en tres meses logró abrir su local y contar con una clientela establecida. También brinda cursos donde enseña su técnica.

Además, cada 15 días atiende en Buenos Aires, ya que varias personalidades tomaron en cuenta su trabajo y le piden su atención de cejas y labios. Entre ellas Agustina Gandolfo, Catherine Fulop y Tiziana Sabatini. “Ha sido mucho crecimiento en tres meses. Por ahí pienso que es poco cuando pienso en el gran negocio que quiero tener, pero creo que vamos por el buen camino”, manifiesta Paula.

Realiza cursos con cupo limitado para enseñar su técnica de micropigmentación, donde además enseña a las mujeres independizarse económicamente con este recurso.

Su Instagram también la ayudó a consolidar su marca en la provincia, donde no solamente vende sus servicios sino que transmite un mensaje de autoestima y amor propio. En poco tiempo logró tener un buen número de seguidores y bastante interacción. Ella se encarga de contestar cada mensaje de manera personalizada: “Soy muy agradecida y consciente que soy lo que soy por la gente que me sigue”.

El autoestima y Pague con una Sonrisa

En medio de esos momentos tumultuosos en Brasil y su cambio de rumbo en su vida, Paula decidió que quería aportar su granito de arena en la sociedad con lo que sabía hacer.

Allí ideó “Pague con una Sonrisa”, un proyecto donde regala sus tratamientos a pacientes oncológicos, con alopecia o labio leporino, más allá si cuentan el dinero para pagarlo o no. “Me han cuestionado si lo gratis subestima al bolsillo de la clienta. Realmente hago lo que me gustaría que me hagan a mi si yo tuviera cáncer”, expresó Paula.

Los tratamientos que brinda gratis mediante “Pague con una Sonrisa” sería el diseño y pigmentación de cejas, la reconstrucción de labios y la reestructuración mamaria, todo mediante sus técnicas de micropigmentación.

El antes y después de diseño y pigmentación de una paciente con alopecia.

Paula está convencida que la micropigmentación no es algo más de la estética, sino que está más de la mano con la medicina estética, ya que permite devolver la autoestima. Ese es su objetivo con “Pague con una Sonrisa”, ayudar a restituir el amor propio a las mujeres que tanto ya han perdido.

Siempre vi a mi mamá destruirse por su autoestima (sufre del trastorno de bipolaridad). Quiero ayudarla a ella a través de otras mujeres”, expresó emotivamente Paula. Ya ha atendido a mujeres con su proyecto, señalando que fue una experiencia única con cada una de ellas: “Estas mujeres llegan con el autoestima destruido. No vienen por una ceja o una mama, vienen por lo que eso les genera”.

Fue tal el impulso que le genera el ayudar a estas mujeres y como se llena de amor hacia ellas y todas las personas que puedan llegar a necesitar un tratamiento estético de alto costo, que decidió emprender una fundación. Para hacerlo necesita contar con un equipo de profesionales y una manera de solventarlo, por ello todavía está en etapa de planificación. Cree poder lanzarlo a fin de año.

Mientras tanto, seguirá con su proyecto “Pague con una Sonrisa”. Paula desea poder llegar a todas las mujeres de Mendoza con su programa social, en virtud de lo cual pide que se comparta su servicio gratuito. Ha comenzado una campaña virtual donde anhela que se viralice y entre tantos, que Santiago Maratea lo pueda ver y unirse a su proyecto.

// Mira también: Mami Se Mima: la tribu de mujeres que se acompañan y promueven la crianza respetuosa en Mendoza

Para sumarse a la campaña de “Pague con una sonrisa”, pueden seguir a Paula Beauty en su perfil de Instagram y compartir en sus redes sociales las imágenes del proyecto.

El antes y después de una reestructuración mamaria utilizando micropigmentación. Esta imagen impactante es la que Paula quiere que recorra las redes sociales, para viralizar su proyecto. (La imagen ha sido difuminada para el resguardo de menores).