Con una inversión cercana a los 150 millones de pesos, EDEA está llevando a cabo la repotenciación de sus sistemas de media y baja tensión, con obras que no sólo garantizarán el servicio durante el próximo verano, sino que consolidarán el sistema eléctrico de la ciudad en el largo plazo.

El gerente general de la distribuidora eléctrica, Esteban Pérez Elustondo destacó que "se trata de una inversión que forma parte del plan que por un monto de 4.400 millones de pesos viene ejecutando el Grupo DESA, al cual pertenece nuestra empresa, y está en línea con la política que el gobierno provincial ha fijado en materia de infraestructura".

Entre las obras a desarrollarse se destaca la habilitación de cinco cámaras subterráneas, cuatro distribuidores y otros trabajos complementarios a efectos de repotenciar la red eléctrica tanto en media como en baja tensión.

Puntualizó que "se están instalando dos nuevos distribuidores que alimentarán la zona de La Perla desde la estación transformadora de Belgrano e Yrigoyen, que a su vez será repotenciada con un aumento del 25% de su capacidad actual".

En este marco, se encuentra en marcha el nuevo distribuidor que desde el centro de transformación ubicado en el Parque de los Deportes abastecerá al barrio Chauvin, que elevará la calidad del servicio existente y dará respuesta a futuros aumentos de la demanda en el sector.

El plan de obras incluye además la habilitación de un nuevo distribuidor subterráneo para un mejor abastecimiento en los barrios San Jorge, La Herradura y General Belgrano.