El colono pionero de Andresito, Elías Oszurkiewicz, volvió a sufrir la perdida de uno de sus animales de la chacra por un ataque de pumas. Los animales vienen depredando la majada de ovejas de su propiedad, desde hace un año y medio aproximadamente.

Según indicó el colono, eran 350 animales originalmente, de genética mejorada, y actualmente solo quedan 46 madres y 20 corderos. El hombre indicó que no recibió respuestas ante Ecología dado el perjuicio económico que le provoca la situación.

El productor, con una importante inversión construyó una robusta trampa de hierro para atrapar al o los pumas, que colocó dentro del corral, sin resultados positivos.