La medida se tomó a partir de múltiples reclamos de los vecinos, quienes manifestaron haber sufrido un "tarifaso" exorbitante.


La semana pasada los vecinos de la localidad de Puerto Esperanza recibieron la facturación mensual del servicio de energía eléctrica. Pero -a diferencia de meses anteriores- estalló la polémica: denunciaron ser víctimas de un “tarifaso” desmedido. Los costos variaban entre cuatro y once mil pesos, expresaron. 

En consecuencia, durante la jornada del lunes un grupo de 180 vecinos se movilizó en la ciudad y se dirigió a las oficinas de la compañia Energia de Misiones. Un escenario en el que fueron recibidos por los referentes de la administracion.

Los mismos se dispusieron a escuchar sus reclamos y -entendiendo los mismos- les aseguraron que revisarían caso por caso. Ahora, los vecinos tienen que esperar a que ese proceso se desarrolle y durante la semana que viene irán a buscar la nueva boleta.

“A los que se les hizo la refacturación tenemos que volver la semana que viene a buscar las boletas y ahí vamos a saber cuánto tenemos que pagar. En los períodos de diciembre e incluso de noviembre los costos se dispararon, son cifras altísimas, imposibles de pagar algunas”, indicaron los vecinos, segun describe Primera Edición. 




Comentarios