Diego Cardozo aseguró, además, que no evalúan volver a la Fase 1.


Este domingo el ministerio de Salud y el Centro de Operaciones de Emergencia (COE) decidieron restringir las reuniones familiares solamente a los domingos de 11 a 23, debido al aumento de casos positivos de coronavirus. Aún así, desde la provincia aseguran que no evalúan volver a Fase 1.

“La intención es no volver a la fase 1. La casuística está siendo secundaria a la movilidad que comenzó a generarse hace 15 días. La idea es limitar algunas actividades que no repercutan en las tareas laborales para empezar agosto con un nivel de contagios más estables”, declaró Diego Cardozo a Cadena 3.

En este sentido, agregó: “El objetivo es disminuir los contactos interpersonales para que podamos controlar la casuística. Si las personas se reúnen en un bar o restaurante, hay ciertos protocolos que se cumplen y es más fácil de controlar que si se reúnen en domicilios”.

Uno de los datos mas alarmantes, aportados por el titular de la cartera sanitaria, fue que el 30 por ciento de los casos positivos de coronavirus en Córdoba se dieron en lo que va de julio y volvió a apuntar, en este sentido, a los incumplimientos en reuniones familiares.

“Hoy tenemos brotes en la zona noreste de la ciudad debido al incumplimiento de protocolos de reuniones familiares. Es difícil el control y el cumplimiento. La enorme mayoría cumple, pero es difícil encontrar un equilibrio. Todos los días de las últimas semanas venimos solicitando un compromiso social y comunitario. En los poquitos días que llevamos de julio, se produjeron el 30% de los casos”, enfatizó.




Comentarios