Tal como había confirmado Aerolíneas Argentinas este martes por la mañana, a las 13 horas partió un vuelo a China para traer un millón de dosis de la vacuna del laboratorio Sinopharm, en el marco de la pandemia del coronavirus.

El vuelo AR1050 despegó desde el aeropuerto de Ezeiza con destino a Beijing, China. Según informó el presidente de Aerolíneas Argentinas, Pablo Ceriani, desde su cuenta de Twitter, el avión realizará en la ida una escala en el aeropuerto de Barajas, en Madrid.

“Queremos informarles que hoy, a las 13hs, partirá el vuelo AR1050 de @Aerolineas_AR con destino a Beijing para traer al país dosis de la vacuna de Sinopharm”, informó Ceriani este martes a través de un comunicado.

“Para el traslado de las vacunas, que en este caso requieren de una refrigeración entre 2 y 8 °C, se utilizarán ‘envirotainers’, contenedores especiales con control activo de temperatura. Esto nos permite trasladar un mayor volumen de vacunas en la bodega del avión”, agregó

Asimismo, señaló que “en total, serán 48 horas de operación con una escala en Madrid, más el tiempo de carga en el Aeropuerto Internacional de Beijing (PEK). Se estima que el vuelo arribe al Aeropuerto Internacional de Ezeiza, el jueves a las 21.50 hs”.

“Cabe recordar que Aerolíneas Argentinas ya realizó cuatro vuelos a la ciudad de Moscú. En dichos vuelos arribaron al país un total de 1.220.000 dosis de Sputnik V”, cerró la línea de bandera en un comunicado.

En este caso, la partida comprende un millón de dosis de Sinopharm que permitirán inmunizar a 500.000 personas, ya que este fármaco, como la mayoría de las vacunas contra la Covid-19, requiere dos aplicaciones.

Un requisito clave para la llegada de la vacuna Sinopharm fue la decisión de la ministra de Salud, Carla Vizzotti, a través de la Resolución 688/2021, de autorizar su uso de emergencia y, de ese modo, incorporarla a la campaña de vacunación.

La ministra dispuso la medida luego de que la Anmat recomendara la utilización de la vacuna Sinopharm a partir de lo establecido en la ley 27.573/2020 (sobre vacunas destinadas a generar inmunidad adquirida contra Covid-19), sancionada a fines de octubre.

En el caso de la vacuna Sputnik V, el sábado por la noche partió a Moscú la asesora presidencial Cecilia Nicolini, quien en los próximos días analizará con las autoridades del Fondo Ruso de Inversión Directa (RDIF) los contratiempos que surgieron en las últimas semanas y que afectaron el suministro de dosis hacia la Argentina.