Llegó el tan esperado regreso de Rocío Quiroz al Cantando tras conocerse que el temporal que asoló buena parte de la provincia de Buenos Aires generó destrozos en la vivienda de la cantante ubicada en la ciudad de Chascomús.

“Fue algo horrible. Estábamos en casa, venía una tormenta pero no pensamos que era para tanto, y de repente empezó como un remolino, y explotó todo. Arriba estamos construyendo, y el viento tiró toda la construcción. Yo me quedé helada, empecé a gritar, pensamos que se venía todo abajo, mi bebé estaba desesperada llorando. La empecé a revisar, y tenía astillitas de vidrio. Fue algo horrible. Ahora la beba está bien, por suerte no le pasó nada a ella, ni a nosotros”, contó Quiroz sobre aquel momento.

Desde que Moria Casán supo sobre lo ocurrido con el hogar de la cantante le ofreció su ayuda. Ella primero decidió prestar una de sus casas para Rocío y su familia en Parque Leloir: “Yo tengo una casita detrás de la mía que se la puedo prestar, si quiere venir en estos días, hasta que tenga una casa buena. Tiene todas las comodidades, en Parque Leloir”.

Moria también había ofrecido en préstamo una casa para la cantante y su familia.

Sin embargo, un nuevo gesto de la jurado del certamen se conoció en las últimas horas: “Hoy a la mañana, un gran amigo, Nico Di Raimundo, me conectó con un abogado muy prestigioso, el Dr. Andrés Sánchez Ibarra. Él puso a disposición un millón de pesos en materiales de construcciones que van a ser enviados a Chascomús para la construcción de tu vivienda. Gracias por su generosidad”.

La cantante de cumbia rompió en llanto tras conocer el gran gesto.Gentileza

Quiroz no pudo evitar romper en llanto llena de emoción y aprovechó para agradecer a Moria, a los participantes, jurados y a todo el equipo de producción por su ayuda en estos momentos tan difíciles para ella y para su familia.