Gerardo Morales, reelecto gobernador de Jujuy en 2019, confirmó su decisión de pugnar por la candidatura presidencial de Juntos por el Cambio para el 2023. Dice que la coalición opositora debe situarse políticamente más al centro que a la derecha. Comparte conceptos políticos con Rodríguez Larreta, del PRO, critica a su correligionario Martín Lousteau y destaca la gestión de los ministros Eduardo de Pedro y Matías Kulfas por las políticas para el Norte Grande.

//Mirá también:

-La Mesa Nacional de Juntos por el Cambio emitió un comunicado en el que califica de “fracaso” la gestión sanitaria del Gobierno. Usted firmó el documento, pero, ¿comparte esa crítica?

-A ver… los gobernadores venimos trabajando juntos con el Gobierno nacional en la pandemia. Gustavo Valdés, Rody (Suárez), también Horacio. El Gobierno nacional se porta bien con lo poco que hay. Los gobernadores, en todo caso, pensamos que esa frase es un exceso. Ninguna gestión en la pandemia ha sido perfecta.

-¿Ha visto discrecionalidad de Nación respecto a la ayuda a las provincias?

-No, pero sí hubo un reclamo de parte de todos los gobernadores del Norte por un lote de quinientas mil vacunas que se concentraron el Centro del país. Hubo una presentación y se corrigió de inmediato.

-Hay provincias que quieren comprar vacunas. ¿Jujuy lo hará?

-Plantear que ahora las provincias podemos comprar vacunas es un poco tarde porque hasta a los países se le hace difícil. Había que buscarlas antes. Nosotros intentamos comprar vacunas. El embajador chino cuando quisimos comprar vacunas Sinopharm, dijo que por disposición del gobierno nacional no existía posibilidad de que nos vendan a las provincias. Tengo la respuesta por escrito de un laboratorio que dice lo mismo. En todos los casos nos dijeron que todo tenía que ser a través del Estado nacional circunscripto al plan nacional de vacunas.

GERARDO MORALES. (Archivo/DyN).

-El martes pasado se vio con Macri en la cumbre de Juntos por el Cambio. Usted lo viene criticando. ¿Hablaron al respecto?

-No, nada. Mauricio estuvo muy bien en la reunión. Más allá de que yo no lo apoyaría a una nueva candidatura presidencial, ya le dije que cuando quiera presente el libro en Jujuy. Siempre se portó bien con la provincia, acá le tienen afecto. Fue una reunión cordial y no hubo referencias a posiciones públicas de nadie.

-¿Cómo ve la idea de postergar un mes las elecciones?

-Juntos por el Cambio tiene una posición bastante moderada, tanto es así que se estaría avanzando en esa posibilidad. Mi opinión es que es prematuro. Estamos en un pico de la segunda ola. A todos, el pico más alto de la ola no duró más de tres meses. ¿Qué pasa si tenemos controlada y aplanada la curva en agosto? Tomar esa decisión ya sería prematuro.

-Usted viene señalando diferencias “ideológicas” entre el PRO y la UCR...

-Tenemos pensamientos diferentes en muchos temas: en la concepción del Estado, en la concepción de una política nacional de viviendas cuando gobernó Cambiemos. Por eso digo que hay que fortalecer Juntos por el Cambio, dotarlo de mayor institucionalidad para la toma de decisiones. Todavía seguimos actuando desorganizados. Habla cualquiera. Le pasa al Gobierno también, eh. Está peor que nosotros en la organicidad para comunicar un mensaje único. Veo distintos sectores y voceros que dicen lo que quieren.

-¿Pero diferencias como “el rol del Estado” no se vuelven insalvables a la hora de gestionar?

-Cuando no hay un plan de gobierno, sí. Lo que no puede hacer otra vez Juntos por el Cambio son dos cosas. Por un lado, que el Presidente que llegue diga que lo hace solo y que no hay una coalición que gobierna. Si llegamos al gobierno, gobierna una coalición con un plan. Y lo otro que no comparto es que reeditemos “el gobierno de los CEOs”.

-¿Faltó política, dice?

-Sí. En un futuro gobierno nuestro tiene que haber más gestión política.

-¿Se lo ha dicho al PRO?

-Lo hablé con Horacio, nada más. Tenemos muy buen diálogo, coincidimos bastante en esta visión. Juntos por el Cambio se tiene que parar más en el centro que en la derecha. Esto también lo ha compartido Horacio conmigo.

GERARDO MORALES (Archivo/DyN).

-¿Ha propuesto una gran interna radical para elegir candidato a presidente?

-Lo que digo es que tiene que haber un candidato radical en el 2023 y estaría bueno que se anoten varios. Si se anotan varios, sí, me parece que habría que hacer una interna radical para mover el partido, para mover la dirigencia, antes de ir a las PASO y competir con un candidato del PRO.

-¿Quiénes podrían competir?

-Se expresó Alfredo Cornejo, tiene una gran experiencia como gobernador de Mendoza. Yo también me voy a sumar. Alguien que tiene una muy buena proyección nacional es Mario Negri.

-¿Y Lousteau?

-Hay que ver qué decisión toma, si en la Ciudad o con alguna candidatura nacional.

-En una entrevista reciente, Lousteau nos dijo que se estaban configurando dos grandes líneas internas nacionales en la UCR. Una referenciada en él, otra en usted. -Puede ser. Lousteau está teniendo una mayor participación en los procesos internos de cada provincia. Ha jugado muy fuerte en la provincia de Buenos Aires…

-Dice que busca renovación.

-Mire… renovar con Gustavo Posse es un poco contradictorio, ¿no? Es una consigna, pero no nadie le va a creer con todos los que lo rodean. Lo que sí estaría bueno es plantear la disputa en capacidad de gestión…

-¿De gestión ejecutiva?

-Sí, de gestión de gobierno. El no ha gobernado nada todavía; lo único que le ha tocado es la 125. Estaría bueno ponerlo en esos términos a la disputa.

-Lousteau dice que su sector buscará conducir la UCR a partir de diciembre, cuando se renueven las autoridades.

-Eso me parece legítimo y está bien que lo hagan si es que quieren constituirse en un sector.

-¿Usted volvería a presidir la UCR?

-No lo descarto, lo que es seguro es que mi grupo va a buscar la conducción del partido. Nosotros, en búsqueda de un acuerdo, después de haber ganado las conducciones de los bloques (con Negri y Naidenoff), le cedimos la conducción del partido a Alfredo Cornejo.

-Dirigentes cercanos a usted dicen que Cornejo cerró mucho el partido.

-No quiero entrar en una polémica. Ha habido una pandemia. Estuvo complicado gestionar la política, por lo que no quiero sumarme a esa.

-¿Qué le criticaría al gobierno de Alberto Fernández?

-La mayor crítica es que se está kirchnerizando mucho. Se está encerrando y ha profundizado la grieta. En algunas decisiones se están imponiendo los sectores más antagónicos.

-¿A qué decisiones se refiere?

-Muchas. En el Ministerio de Justicia, por ejemplo. Yo a Alberto lo veo bien intencionado. Espero que lo dejen.

-¿Cómo ve la negociación con el FMI?

-Se están haciendo todos los esfuerzos que se pueden en este contexto. Por eso yo digo que ahí, como oposición, tenemos que ser serios y tratar de acompañar todos los intentos en la negociación, bajar tasas de interés, prorrogar plazos.

-¿Esto es una autocrítica por la gestión de Cambiemos con la deuda?

-Sí, pero es una autocrítica que tenemos que hacer todos. También la tiene que hacer el Gobierno porque no es que llegó de un plato volador. Han gestionado doce años. Y nosotros también tenemos responsabilidad, obviamente.

-Usted habló de la necesidad de que el país fije un plan maestro de inversiones a 15 años. ¿A qué se refiere?

-Sí, un plan maestro a 15 años que se proponga inversiones productivas, con varios planes quinquenales. El país va a resolver el problema de la economía desde el interior. De la periferia al centro. Resolviendo los problemas de falta de competitividad, de logística, y de falta de promoción de las economías regionales. Las últimas inversiones productivas importantes se han hecho hace sesenta años.

-¿Ve en el Gobierno interlocutores?

-Sí, sí. Lo estamos haciendo en concreto con los gobernadores del Norte Grande, donde compartimos esta visión los gobernadores radicales y peronistas. Y lo veo bastante en la concepción del Ministerio del Interior, de Wado de Pedro, de Silvina Batakis (Secretaria de Provincias). También al ministro Kulfas. El ministerio del Interior ya tiene hecho un relevamiento de los proyectos de inversión productiva más importantes de todas las provincias. Tenemos que llevar eso al Congreso y aprobar ese master plan para que los gobiernos que sucedan se ajusten a eso y no estén siempre empezando.