Los tantos para el Millonario fueron anotados por Bruno Zuculini, Gonzalo Martínez, en dos oportunidades, y Rafael Santos Borré.


River cerró un 2018 a toda orquesta, con una goleada frente al Kashima Antlers y se subió al podio del Mundial de Clubes, luego de propinarle un contundente 4-0 a su rival. Los goles fueron anotados por Bruno Zuculini, Gonzalo0 Martínez, en dos oportunidades y Rafael Santos Borré, de penal.

El inicio del encuentro fue favorable al Millonario, que a partir de la movilidad de su dupla de atacantes generó en seis minutos  dos situaciones claras a su rival y una aproximación que fue desactivada por la salida del arquero japonés.

La pelota parada volvió a ser un sufrimiento para los dirigidos por Marcelo Gallardo y Jung Seung-Hyun empujó la pelota en el segundo palo, tras un desvío, pero Germán Lux salvó su valla con un manotazo . Luego, el delantero Serginho, se sacó de encima un marcador y con un tiro rasante volvió a exigir al arquero de la institución de Núñez.

El encuentro había entrado en una meseta, se había hecho trabado en el medio y los volantes riverplatenses habían perdido la frescura y claridad de los primeros minutos, pero desde una pelota parada llegó una gran ejecución de Nicolás De La Cruz y Bruno Zuculini cabeceó al gol, para abrir el marcador, a los 23 minutos.

Cuando apretó el acelerador, el Millonario generó chances para ampliar el marcador, pero no estuvo fino de cara al gol. Sobre el final, el conjunto japonés tuvo una ocasión clarísima, pero el tiro de Anzai dio en el travesaño y así se acabó la primera mitad, con triunfo de River por 1 a 0.

En el complemento, River fue el que siguió manejando los hilos del cotejo y a partir de los ingresos de Juan Fernando Quintero e Ignacio Fernández, ganó en volúmen de juego y manejó a su antojo el duelo.

Luego de varias aproximaciones. Santos Borré venció al arquero, pero la maniobra fue invalidada por un supuesto offside. La revancha para los dirigidos por Marcelo Gallardo llegó y liquidó el cotejo con un gol de Gonzalo Martínez, que en su último cotejo en la institución de Núñez, dejó su sello tras una buena habilitación de Julián Álvarez.

Otra habiitación del juvenil punta, culminó en penal hacia Santos Borré, que el mismo delantero colombiano se encargó de transformar en gol y sobre el final, otra vez el Pity Martínez con una deliciosa vaselina hizo delirar a todos y desató el festejo riverplatense.




Comentarios