Este jueves se realizó una nueva reunión paritaria con los estatales y también con los docentes.


Este jueves se efectuó una nueva reunión paritaria con los trabajadores estatales y los docentes. En estos cónclaves, el gobierno provincial propuso aplicar una cláusula de actualización automática de los salarios basada en el incremento inflacionario. El ofrecimiento no colmó las expectativas de los referentes sindicales.

Tras las reuniones, el ministro de Gobierno, Pablo Farías, precisó: “Nosotros hemos propuesto mantener la cláusula de actualización de los salarios de los trabajadores, resguardándolos de la inflación y un modo de resguardo porque nosotros tenemos que cuidar los recursos públicos”. Y explicó que el incremento “va a ir siendo dado mes a mes de acuerdo a la inflación”.

Tras el encuentro con los estatales, el secretario general de UPCN, Jorge Molina, se mostró en desacuerdo con la propuesta. “Nuestro pedido esta basado en tres puntos. Mantenimiento de cláusula gatillo, un aumento porcentual y garantizar a los compañeros un mínimo”, precisó.

El sindicalista se mostró crítico de la oferta que acercó este jueves la provincia. “El gobierno tomó la cláusula gatillo y la quiere vincular con los recursos tributarios de la provincia”.

De todas maneras, Molina aclaró que “es un proceso largo. Estamos recién en el comienzo”. Aunque luego manifestó que “el gobernador tiene que entender que si no propone un aumento no se va a resolver la cuestión”.

Por su parte, la titular de Amsafe, Sonia Alesso, afirmó en El Tres que la propuesta “no satisface y no alcanza”. Aclaró que no hay porcentaje ofrecido y se espera otra propuesta en la próxima reunión que aún no tiene fecha. “Pedimos una suma importante para empezar el ciclo lectivo y que esté la cláusula gatillo”.






Comentarios