Así como logró igualar a la oposición y la superó en la elección presidencial, Juntos por el Cambio se impuso en Santa Fe este domingo al final del recuento provisorio para renovar diez bancas de la Cámara de Diputados. El escaso margen a favor le permitía al macrismo arrebatarle un quinto escaño al peronismo, mientras que el socialismo conservaba su único lugar.

La evidente polarización de las primarias se mantuvo, pero la correlación de fuerzas se modificó. El PRO y sus aliados habían obtenido el 43,34% de los votos a legisladores, mientras que el Frente de Todos contaba 42,20 por ciento del total. Consenso Federal se quedó con otro 9,96% para asegurar el ingreso del socialista rosarino Enrique Estévez al Congreso.

Con el 99.20% de las mesas escrutadas, el Frente Despertar quedó en cuarto puesto con 2,31 por ciento, seguido por el Frente de Izquierda y de los Trabajadores (FIT) (2,12%). Aunque el Frente NOS había quedado inhabilitado para competir por un lugar en la Cámara baja, el sitio oficial informaba más de 900 sufragios para la lista alineada con Juan José Gómez Centurión.

De las 19 bancas santafesinas, se ponían en juego 10 y el peronismo no pudo mejorar la performance de agosto para garantizar el ingreso del gremialista Jorge Hoffmann como quinto diputado. De ser ratificado en el escrutinio definitivo, el resultado en la provincia para el Partido Justicialista (PJ) y sus aliados permitirá la reelección de Marcos Cleri y Vanesa Massetani, a quienes se sumarán la concejala Alejandra Obeid y Germán Martínez, dirigente vinculado al ex ministro de Defensa de la Nación, Agustín Rossi.

Gracias al formidable incremento en la cantidad de votos obtenidos, Juan Martín Musacchio llegaría al Congreso como el "tapado" de la elección en el quinto lugar de la lista de Cambiemos. El santafesino es uno de los dos radicales que ingresaría -la otra es Ximena García- detrás del primer candidato Federico Angelini y Carolina Castets, de la Coalición Cívica. La nómina la completa José Núñez Jurado, quien renovará su banca.