Son partes de las medidas para prevenir y además hacer cumplir la cuarentena obligatoria.


La comuna de San Rafael profundiza las medidas preventivas para frenar el avance del coronavirus al tiempo que realiza acciones para que no se viole la cuarentena obligatoria.

Desde la semana pasada, personal municipal salió a la calle para continuar con la desinfección de áreas públicas y comenzaron a encintar los juegos infantiles para evitar que los puedan utilizar.

Empleados de Espacios Verdes y Defensa Civil empezaron a desinfectar la terminal de ómnibus, veredas céntricas y paradas de colectivos. Ahora saltaron al cementerio central de la ciudad y los barrios aledaños.

En paralelo, el municipio decretó el cierre de todos los juegos infantiles y aparatos saludables en las plazas y parques. Para hacer cumplir la medida, obreros municipales procedieron a encintar los aparatos para que nadie los use.

La tarea la llevan adelante en los espacios públicos de Ciudad como en los distritos.




Comentarios