Este viernes se supo el veredicto de la Cámara del Crimen 1 de San Luis acerca del homicidio del bebé de Romina Jaime (23), quien su madre habría arrojado a un contenedor, Mónica Zingman (63). Madre e hija esperaron la resolución de la mano.

// Mira también Amor al fútbol: historia y presente de 3 futbolistas puntanos

Poder Judicial. San Luis

Cabe recordar que, en el día de ayer, 2 médicos habían dado sus testimonios del caso y habían contado que al bebé lo habían arrojado a un contenedor envuelto en una campera, lo que le había causado la asfixia que determinó su muerte.

Romina Jaime y Mónica Zingman enfrentaron el juicio desde el lunes 25 de septiembre, juzgadas por haber presuntamente matado al hijo recién nacido de la más joven en el Hospital del Sur, en San Luis capital, hace dos años.

El fallo fue dividido y Jaime fue condenada a 8 años de prisión “como autora de homicidio calificado por el vínculo mediante circunstancias extraordinarias de atenuación”.

Zingman, por su parte, fue declarada “autora del delito de encubrimiento agravado exento de responsabilidad penal” y la Cámara dispuso su “inmediata libertad”.

// Mira también Comenzó la inscripción a los microcréditos del Gobierno

Aunque los abogados defensores (Néstor Zavala Agüero y José Olguín) habían pedido la absolución para las dos, no pudieron ocultar algo de satisfacción al oír la condena. De todos modos, anticiparon que van a apelar la condena de la joven.