El hijo de la víctima recibió imágenes íntimas de su madre, que su expareja viralizó.


Gabriela Fernández Aberastain (36) exige unas disculpas públicas de su exnovio y de su pareja, luego de que la amenazaran con viralizar un video sexual en el que ella aparecía. La mujer llevó el caso a la Justicia. 

Se trata de una preparadora física y especialista en fitness de competición, oriunda de San Luis, quien sufrió “Sextorsión” de parte de su expareja. Es que una grabación sexual en la que Fernández aparecía, llegó a las manos de su hijo, Ulises de 9 años. Al pequeño le enviaron un mensaje por Instagram -desde un usuario falso- con un posteo del video íntimo que su madre había protagonizado con su ex en 2019.

Gabriela Fernández Aberastain, víctima de Sextorsión.

“Esta viralización tiene nombres y apellidos: Diego Oliveri y Tatiana Yacarini. Él es mi ex pareja, que sigue obsesionado conmigo, y ella es su última pareja, quien también está obsesionada conmigo porque siempre pensó que yo seguía manteniendo encuentros con él”, dijo afligida Fernández Aberastain en diálogo con Clarín

Gabriela es madre de Ulises (9) y Baltazar (4) y padece hostigamientos de parte de quien fue su novio. La mujer radicó la denuncia el lunes 13 de abril por las continuas amenazas respecto de la inminente publicación de una serie de videos que Oliveri tiene de ella, de cuando eran pareja.

Diego Oliveri y Tatiana Yacarini.

Luego de la denuncia, el 14 de abril, Oliveri y Yacarini viralizan videos íntimos de Gabriela Fernández, quien decidió volver a denunciarlos. Esta vez también lo hizo por por facilitación de material pornográfico a menores de edad, por el video que llegó a red social de su hijo.

Denuncia.

Finalmente, el sábado 25 la Policía de la provincia de San Luis allanó los domicilios de los acusados, donde incautó teléfonos celulares, tablets y computadoras.

La mujer padece la mirada ajena ante la situación y recibió mensajes de todo tipo en sus redes. “Estaba destruida, pensá que en un día había tenido sólo en Facebook 4.000 mensajes de conocidos y desconocidos, diciéndome cosas horribles, impronunciables. San Luis es chiquita, nos conocemos todos, la vergüenza era abrazadora”, dijo.

Gabriela Fernández Aberastain.

¿Qué quiero? Por sobre todas las cosas que me pidan perdón públicamente, porque a mí me humillaron tanto Diego Oliveri como Tatiana Yacarini. Yo estoy muy mal, mis hijos están mal, tengo problemas con mis trabajos, por eso exijo unas disculpas públicas, porque ellos además lo niegan todo, son dos psicópatas. Que se hagan cargo, porque me siguen ensuciando. Eso es lo que quiero, pero deseo fervientemente que la Justicia actúe como corresponde. ​No se tiene idea del perjuicio y el daño psicológico que significa esto”, cerró la mujer.




Comentarios