Una verdadera tragedia ocurrió en Barreal. Un niño de 4 años perdió la vida luego de haber sido aplastado por un arco de fútbol 5 en un accidente. El pequeño fue identificado como Juan Hilario Uribe y según confirmaron fuentes de la justicia que trabajaron en el lugar, otro compañerito se habría trepado al arco que perdió el equilibrio y cayó sobre la víctima.

//Mirá también: Tristeza en las redes por la muerte de un joven sanjuanino que luchaba contra el cáncer

Según publicó Tiempo de San Juan, el niño falleció en el acto, a diferencia de lo que se había publicado en un principio en donde se señalaba que había perdido la vida en la ambulancia. Desde la fiscalía afirmaron que el doctor que lo recibió en la guardia del microhospital de Barreal dijo que ya había llegado sin vida. De igual manera, el pequeño había sido subido a una ambulancia con destino al Hospital Rawson pero en el camino los paramédicos constataron que estaba sin signos vitales y por eso fue enviado nuevamente a Barreal.

El accidente ocurrió en “Cristóbal Fútbol Club”. Adrián Elizondo, fiscal ayudante de la causa, informó que la familia del pequeño estaba festejando el cumpleaños de su hermano y que había pocas personas. Fue en la canchita de fútbol donde en medio de un juego ocurrió la tragedia con desenlace fatal. El golpe que recibió Hilario fue en el parietal, lo que le provocó hundimiento de cráneo. El arco que cayó encima del pequeño mide dos metros de alto por tres de largo y es de acero, y según informaron, no estaba anclado al piso y por eso perdió el equilibrio cuando otro niño se le subió encima.

//Mirá también: Escándalo en escuela de Albardón salpica a la ex directora por falsificación de títulos

Los restos del niño están en la Ciudad y fueron enviados a la Morgue Judicial para realizarle la autopsia correspondiente. Mientras tanto, los investigadores aún trabajan en el lugar del accidente para corroborar las habilitaciones del lugar y determinar así si existió negligencia o no del dueño del lugar.