El martes hubo una reunión entre el gobernador Gustavo Sáenz, miembros del COE provincial y gerentes de hospitales públicos y clínicas privadas para conocer disponibilidad de camas para internar a pacientes con COVID-19 de cara al pico de contagios esperado para dentro de cuatro semanas.

Del encuentro se supo que actualmente hay 250 camas disponibles en el sector público de la Capital salteña. Al respecto, Fabián Argüello, titular del SAMEC, informó que en la reunión acordaron acondicionar lugares y colocar más camas para los pacientes COVID-19 en cada hospital. Remarcó que si bien hay disponibilidad, la mayoría está ocupada por personas que tuvieron infartos, cirugías programadas y accidentes viales.

Centro de internación de SAMECVIRAL

“Hay 250 camas en piso y otras tantas más en los sectores de Unidad de Terapia Intensiva, y ayer se agregaron 12 camas más, todas totalmente equipadas con respirador y oxígeno”, recalcó Argüello. Por otro lado, el SAMEC montó un centro de internación transitoria en el Centro de Convenciones de Limache, donde actualmente se realiza la campaña de vacunación. La idea es llevar ahí a los pacientes que necesiten internación urgente, en caso de que el sistema sanitario esté desbordado y sin camas disponibles.