El efectivo de Tartagal fue detenido y puesto a disposición de la justicia.


Una grave denuncia sacudió el ambiente policial en la norteña ciudad de Tartagal, se trata de un suboficial que se encuentra acusado de abusar sexualmente de su hija. Por las graves acusaciones, la cúpula mayor de la Policía de la Provincia apartó del cargo al efectivo.

Tras una denuncia por abuso, radicada por la madre de la menor en la comisaría 42 de Tartagal, la Conducción Superior apartó inmediatamente de sus funciones al suboficial y puso a disposición de la oficina de Asuntos Internos de la Secretaria de Seguridad las actuaciones para asegurar la transparencia de la investigación.

El efectivo fue acusado por la madre de la menor de someter a su hija, menor de edad, a tocamientos en sus zonas íntimas mientras lo visitaba en su domicilio.

En tanto la Fiscalía Penal de zona que interviene en el caso, dispuso que el uniformado sea detenido en ese instante, además de ser inmediatamente apartado de sus funciones en la fuerza





Comentarios