Después de la eliminación en Belgrado, Nadia Podoroska ya no tiene más escalas en su esperado regreso a Roland Garros. Tras un debut sorprendente en el certamen francés, esta vez no tendrá que pasar por la qualy, aunque la vara está bien alta al haber llegado a semifinales el año pasado.

//Mirá también: Nadia Podoroska logró su mejor posición en el ranking

Mientras se ponen en marcha las rondas preliminares en Francia, la rosarina descartó competir en Estrasburgo como parte de la preparación para reaparecer en París ubicada entre las mejores 50 tenistas del mundo. El viernes se despidió del Serbia Ladies Open en cuartos de final ante la croata Ana Konjuh (188), quien perdió en la final ante la española Paula Badosa (34).

En 2020, “Nachu” dio el mayor salto de su carrera en plena pandemia con un debut inimaginable en el cuadro principal de Roland Garros. La racha de victorias cosechadas en la qualy se extendió incluyendo su triunfo ante la ucraniana Elina Svitolina, por entonces ubicada en el quinto puesto del ranking de la WTA.

//Mirá también: Nadia Podoroska derrotó a Serena Williams en un partido soñado

La performance de Podoroska deslumbró al mundo y terminó con una derrota apabullante ante Iga Swiatek, pero no había nada que reprocharle. La polaca fue otra revelación de la temporada, se llevó el título con apenas 19 años y hoy es la novena mejor jugadora del mundo.

Podoroska en los Grand Slam

La rosarina competirá por cuarta vez en el cuadro principal de un Grand Slam. La de este año será su segunda presentación en Roland Garros y también el segundo abierto que disputa en la temporada luego de su primera experiencia en Australia a principios de año.

El debut absoluto de Podoroska los grandes torneos del circuito se produjo mucho antes de su actuación estelar en Francia. A los 19 años alcanzó la primera ronda del US Open en 2016 tras superar la qualy, una historia similar a la de previa de su estreno en París. Sin embargo, en aquella ocasión no pudo avanzar más y perdió ante la alemana Annika Beck.

En lo que respecta al balance de 2021, “Nachu” alcanzó la mejor posición de su carrera al trepar al puesto 42 después de participar en el Masters 1000 de Roma. Allí se dio el gusto de vencer a Serena Williams, ex número 1 del mundo e ídola de su infancia, para estirar su racha invicta ante jugadoras top 10.