Como hace varios años, el jueves anterior al clásico rosarino los hinchas de Newell’s hacen un banderazo para alentar al equipo, pero en medio de una pandemia esto está prohibido: poco pareció importarles ya que una multitud se reunió. Ante esta situación casi un centenar de hinchas fueron detenidos y ahora no podrán ir a la cancha por dos años.

//Mirá también: Las razones por las que el clásico entre Central y Newell’s podría suspenderse

En caso de que hayan incumplido con otras medidas sanitarias en medio de la lucha contra el coronavirus, la sanción podría extenderse a tres años sin pisar el estadio Marcelo Bielsa. Los hinchas organizaron una caravana con el objetivo de llegar al club para alentar al conjunto leproso, pero fueron interceptados por las autoridades y 99 fueron detenidos.

“El fiscal decidió notificar a todos que los va a imputar del delito de haber violado el artículo 205 del Código Penal”, detallaron desde el Ministerio de Seguridad, detalla La Capital, y aclararon que cada uno de los notificados va a tener un piso de dos años de admisión si no es un caso reiterado, y si tuviera agravante un año más, es decir tres años”.