Inspectores municipales denunciaron haber sido agredidos por el dueño de un restaurante al que clausuraron tras encontrar numerosas irregularidades. Iniciarán acciones penales contra este sujeto.

Agentes de la Secretaría de Control y Convivencia municipal realizaron una inspección en la cantina de la Familia Abruzzesa de Santiago al 1300, donde constataron que no se estaba respetando el protocolo sanitario.

Por ejemplo, los empleados del lugar no utilizaban barbijo, las condiciones bromatológicas del lugar no eran las mejores, había extinguidores vencidos y serias irregularidades en el cableado eléctrico. Es por eso que decidieron clausurar el establecimiento. No obstante eso, le dieron tiempo a la gente a que terminara de cenar y entonces sí se obligaría a cerrar la cantina y colocar la faja.

Pero el titular de la cantina montó en cólera y comenzó a amenazar a los agentes. No conforme con ello, agarró un matafuego y vació el contenido en el interior del vehículo en el que se desplazaban. Una de las inspectoras resultó lesionada y debió ser trasladada al Hospital de Emergencias Clemente Álvarez (Heca).

En el lugar se encontraba el ex funcionario municipal, Fernando Asegurado, que es familiar del sujeto que protagonizó el ataque.