Suba del 10% en la Tasa General de Inmuebles (TGI) en abril, y extensión de la moratoria municipal hasta el 31 de marzo fueron dos de los temas planteados por el secretario de Hacienda y Economía municipal, Diego Gómez, en la presentación del Presupuesto 2021 en el Concejo Municipal.

En esta nueva etapa el cálculo de recursos previsto para el año entrante apunta a reducir el déficit en un 50% en términos nominales. Paralelamente, la estimación de gastos y recursos para 2021 incluye además una disminución del peso de los servicios de la deuda, a partir de pagos, reprogramaciones y estrategias financieras para aliviar paulatinamente la incidencia del pasivo en las cuentas públicas.

En este aspecto, el propio intendente había adelantado días atrás, al anunciarse una cancelación de deuda en Letras por más de 120 millones de pesos: “Asumimos con un presupuesto que tenía un 11% en servicios de deuda, que es exactamente el porcentaje destinado en el presupuesto a Obras Públicas. No lo vamos a poder resolver en un año pero yo aspiro a terminar mi mandato sin ese peso del servicio de deuda, porque ese es un círculo que hay que invertir en una lógica que nos permita crecer en bienes de capital y crecer en un financiamiento más sano del municipio para ir equilibrando los presupuestos”.

El proyecto prevé un monto total del orden de los 45.000 millones de pesos y está elaborado en base a una pauta inflacionaria del 29%, un crecimiento del PBI del 5,5% y un tipo de cambio de 102,04 pesos. En cuanto a las asignaciones presupuestarias, en razón del contexto derivado de la pandemia y sus efectos económicos y sociales, el proyecto plantea incrementar el gasto social del 57 al 61% (dentro de los que se encuentran servicios de educación, vivienda, género, espacio público, cultura), destacándose en este rubro un refuerzo de las partidas para el área de Salud Pública.

Otro rubro destacado en la asignación de recursos estará dado además por la inversión en digitalización de la administración pública, en línea con las políticas llevadas a cabo desde el comienzo de la actual gestión para agilizar y facilitar trámites y gestiones y profundizar la eliminación de gastos en papel e impresiones. En este caso se invertirán a lo largo de 2021 más de 100 millones de pesos para equipamientos, extensión de la Red Municipal y otras herramientas para la digitalización de trámites administrativos.

En materia de ingresos se destaca que el municipio de Rosario se sustenta con un 50% de recursos propios, frente a otras ciudades de similar magnitud que se financian en mayor proporción con recursos externos. En la estructura local, los aportes de origen provincial representan el 27,9%, en tanto los de origen nacional el 18,3%. Con este contexto, la administración Javkin propone al Concejo una actualización de la Tasa General de Inmuebles (TGI) del 10% desde abril de 2021.

Y de manera análoga a lo establecido en el marco de la emergencia sanitaria y el decaimiento en el nivel de actividad económica a través de la moratoria que tras algunas prórrogas tiene vencimiento el 31 de diciembre de 2020 (este jueves se suscribió el correspondiente decreto), se proyecta un nuevo período de beneficios fiscales hasta el 31 de marzo de 2021 para regularizar pagos de tasas y servicios.