El rector de la UNR, Franco Bartolacci, anunció la medida como fruto del "esfuerzo colectivo" frente a la crisis.


La Universidad Nacional de Rosario (UNR) resolvió mantener hasta fin de año los precios en sus comedores debido a la crisis económica que se agravó por la pandemia de coronavirus. La medida se dio a conocer luego del anuncio de la reconstrucción de un centro comunitario que también depende de la entidad y sufrió un incendio intencional.

Aunque no hay clases presenciales y las mesas de examen aún no fueron habilitadas debido a la emergencia sanitaria, la producción de viandas continúa como parte de las herramientas para cubrir las necesidades de estudiantes, docentes y el resto de la comunidad. En ese sentido, el rector Franco Bartolacci descartó el aumento y destacó el “esfuerzo colectivo” para postergar la actualización.

Actualmente la UNR cuenta con seis establecimientos y en mayo habilitó la carga de crédito online para pagar la comida que se retira en cada uno de ellos. La última actualización del valor del menú se hizo hace casi un año. Desde entonces, los desayunos y meriendas cuestan 50 pesos, mientras que los almuerzos y cenas salen $ 90. Quienes tienen la credencial Bienestar pueden a su vez acceder a un descuento del 50%.

Por otra parte, Bartolacci adelantó que ya iniciaron la gestión para reactivar el Centro Preventivo Local de Adicciones (Cepla) luego del siniestro registrado el martes a la noche en Cochabamba y Esmeralda. “No hay tiempo que perder, vamos a hacer todo lo posible para reiniciar las actividades cuanto antes”, manifestó.




Comentarios